| 04 de Diciembre de 2021 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía

Cuatro mitos sobre la "menopausia" masculina que atormentan a los hombres

Conocer qué hay de verdad en todo lo que se cuenta es un primer paso para estar informado cuando llegue el momento

| Edel Uve Belleza/Bienestar

Todos tranquilos. La andropausia no significa "pausa" o "cese" por mucho que su nombre pueda dar lugar a equívocos. La "menopausia" masculina es en realidad el Síndrome de Deficiencia de Testosterona que se produce en los hombres a partir de los 45 años aproximadamente. 

Durante este periodo los testículos dejan de producir la misma cantidad de hormonas que fabricaban antes y el cuerpo lo demuestra a través de una serie de síntomas como pueden ser la disminución del deseo sexual, la reducción del tamaño testicular, el aumento de grasa corporal, las fracturas en los huesos, los episodios de irritabilidad o la pérdida de concentración y memoria entre otros, porque a este síndrome también se le han asociado otras enfermedades menos frecuentes como la diabetes, la obesidad y los trastornos de tipo cardiovascular. 

A medida que pasan los años la preocupación aumenta y las informaciones que circulan por la red son contradictorias. Por eso, gracias a las aclaraciones del doctor Juan Miguel Ilzauspe, desterramos cuatro mitos sobre la andropausia para que puedas respirar tranquilo. 

Cuatro afirmaciones falsas sobre la "menopausia" masculina

1. El proceso físico de la andropausia es igual al de la menopausia.

Tendemos a equiparar ambos términos por su similitud pero el fenómeno que se produce en el cuerpo de la mujer poco tiene que ver con los cambios del hombre. En los varones nunca se produce una interrupción total de la función gonadal. El declive de la actividad es gradual y puede desarrollarse durante décadas según la edad y del estado físico de cada individuo. 

 

2. La andropausia provoca un aumento de la masa muscular y el deseo sexual. 

Al contrario, el proceso afecta al ámbito sexual y, ocasionalmente, puede ser el causante de un incremento de grasa corporal aunque también pueden intervenir otros factores como el abuso del tabaco y el alcohol o la inactividad física. Muchos hombres perciben los signos y aprenden a convivir con ellos. Sin embargo, la consulta a un especialista puede traer beneficios para el paciente especialmente en el terreno sexual. 

Durante este periodo los testículos dejan de producir la misma cantidad de hormonas que fabricaban antes y el cuerpo lo manifiesta con una serie de síntomas

3. El aumento de andrógenos es la causa directa de la andropausia.

Esta información es completamente falsa. El envejecimiento y la disminución de los niveles de testosterona en el cuerpo son la causa de los cambios. 

 

4. Los problemas de próstata en hombres mayores de 50 años deben tratarse con reemplazo hormonal.

No en todos los casos. Se desconoce aún la efectividad de este tipo de acciones a largo plazo para enfermos de cáncer de próstata o prostatitis. Los médicos aconsejan una evaluación completa antes de someterse a este tipo de terapia. Los exámenes de sangre y testosterona son imprescindibles. Entre los efectos positivos están el incremento de masa muscular, la disminución de grasa, el aumento de la densidad mineral de hueso, la mejoría del ánimo y un mayor deseo sexual.  Un conjunto de mejoras que parecen la panacea para los que sufren la menopausia masculina pero que requieren de la supervisión médica de un especialista para que no se corran riesgos.