| 06 de Diciembre de 2021 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía M. Ambiente ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
La Reina Sofía y Victoria Federica se fundieron en un cariñoso abrazo.
La Reina Sofía y Victoria Federica se fundieron en un cariñoso abrazo.

Victoria Federica y su abuela brillan con el actor que tildó de absurdo al Rey

Como nueva it girl e influencer de moda en la que se ha convertido no hay paso de la hija de la Infanta Elena que no sea analizado con lupa. Hasta los menos monárquicos caen a sus pies.

| M.F. Chismógrafo

Este miércoles se celebró la ceremonia de entrega de los ya consagrados Premios BMW de Pintura, un acontecimiento que goza de gran reputación en su categoría desde hace muchos años, y que este año en su edición número 36 reforzó su sentido homenaje al arte en nuestro país.

Estos premios contaron con la presencia de muchos rostros conocidos de nuestro país, pero sobre todo llamó la atención la asistencia de Victoria Federica, que se mostró ante las cámaras de los medios de comunicación como nunca antes. Y es que desde que se abriese su perfil de Instagram, la sobrina del Rey Felipe VI se está posicionando como una de las influencers con más futuro actualmente.

Aunque la hija de la Infanta Elena se mostró un poco nerviosa en el photocall que los premios tenían preparado, mostró su estilismo, con un elegante mono aterciopelado de color granate (muy apropiado para la fecha) con un mini bolso de la marca Louis Vuitton (en el que por supuesto, llevaría su móvil para captar todo).

Posteriormente tuvo lugar el tradicional concierto a beneficio de la fundación Mundo en Armonía, que presidió Su Alteza Real La Princesa Irene de Grecia, y cuyas donaciones recaudadas este año estarán destinadas en su totalidad a mitigar los estragos causados por la erupción del volcán Cumbre Vieja en La Palma.

Allí fue donde las cámaras fueron testigos de un encuentro familiar de lo más cariñoso. La Reina Sofía se encontraba con su nieta, Victoria Federica, y se fundían ante todos los invitados en un bonito abrazo. A su vez, la nieta de la Emérita saludó cariñosamente a Irene de Grecia, a la que dedicó una sonrisa muy calurosa.

Luis Tósar, nada monárquico, presentando el acto con la Reina Emérita y su nieta

Curiosamente en esta edición la ceremonia estuvo presentada por el actor Luis Tosar, no muy defensor de la Monarquía, como demostró en una entrevista para El Periódico hace unos meses en la que señaló que España es un "país muy rancio, lastrado por unas instituciones muy viejas y poco evolucionadas, y con una estructura social y política que no tiene ningún sentido en el siglo XXI. Vivimos bajo una monarquía, ¡por Dios! Es absurdo que nuestro jefe de Estado sea un rey. Y supongo que esa anomalía contribuye a que los españoles tengamos muy interiorizada una especie de tendencia al vasallaje, una sensación permanente de ser súbditos, que sintamos un respeto excesivo por la autoridad y asumamos que hay gente que, simplemente por una cuestión sanguínea, vale más".

Por lo demás el concierto ha estado a cargo de la Orquesta Sinfónica de Extremadura acompañada de varias piezas de danza del coreógrafo y bailarín Antonio Najarro. Todo ello, en un guiño a la temática central de esta 36ª edición, que homenajea el arte como medio para conseguir un mundo mejor mediante la diversidad, la colaboración y la ilusión.