| 18 de Enero de 2022 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía M. Ambiente ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
La Infanta Elena ajena a los rumores sobre sus cuentas.
La Infanta Elena ajena a los rumores sobre sus cuentas.

Lejos de un perfil bajo, Doña Elena disfruta ajena a los rumores más oscuros

Con la posibilidad de que su padre vuelva a casa por Navidad sobre la cabeza de toda la Familia Real la hermana mayor del Rey hace caso omiso al escándalo que le salpica en primera persona.

| Redacción Chismógrafo

Complicados momentos para la Infanta Elena que, según ha trascendido, se enfrenta a una investigación de la Fiscalía suiza por su presunto uso de una sociedad offshore radicada en Panamá para recibir dinero por parte del Rey Juan Carlos durante varios años. Una información que ha salido a la luz días después de que el nombre de la Reina Sofía se viese implicado en un escándalo similar, tras publicarse que habría recibido grandes cantidades por parte de su marido con otra offshore en Liechtenstein.

A pesar de saberse en el ojo del huracán (y de poner a la Casa Real en el disparadero cuando se sigue especulando con el posible regreso del Rey Emérito a nuestro país) Doña Elena parece no estar preocupada por este espinoso asunto y, lejos de mantener un perfil bajo mientras se aclara si hizo uso de un paraíso fiscal o no para recibir dinero de su padre, la hermana de Felipe VI continúa con sus planes ajena a la polémica.

La Infanta Elena disfruta de una de sus grandes pasiones en la Hípica

Así, disfrutando de una de sus grandes pasiones y con una sonrisa que refleja su tranquilidad en estos momentos, la Infanta Elena ha participado durante todo el fin de semana en un torneo hípico celebrado en la provincia de Madrid.

Relajada y feliz sobre su caballo, la madre de Victoria Federica se evadió de las informaciones que la vinculan con una sociedad 'offshore' demostrando su maestría a la hora de saltar obstáculos. Además, Doña Elena aprovechó el sol que lució durante toda la jornada para dar un tranquilo paseo con su perro por el recinto, antes de charlar de lo más animada con algunos amigos, dejándonos ver su lado más despreocupado en un momento complicado para la Familia Real.