| 04 de Octubre de 2022 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Investigación Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía M. Ambiente ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía Suscribirse
Mario Vargas Llosa llegando al domicilio que comparte con Isabel Preysler
Mario Vargas Llosa llegando al domicilio que comparte con Isabel Preysler

Vargas Llosa desmiente los rumores de ruptura: “Estoy muy bien con Isabel”

El premio Nobel de Literatura, ante las publicaciones de ‘Semana’ de que estaban viviendo separados, niega que haya crisis, situación ya rehusada por Preysler a ¡Hola!

| E. M. Chismógrafo

Mario Vargas Llosa e Isabel Preysler, una de las parejas más celebres de la sociedad española, siguen juntos. El premio Nobel de Literatura ha roto su silencio para desmentir que haya ruptura o distanciamiento después de que la revista Semana publicase que la pareja vive separada, completando su información con diferentes imágenes del escritor entrando y saliendo de su piso en el centro de Madrid.

Vargas Llosa e Isabel Preysler llevan 7 años viviendo en la residencia familiar de la socialité en Puerta de Hierro, donde el escritor se ha dejado ver con total normalidad entrando y saliendo del que continúa siendo su nido de amor con Isabel, momento en el que ha aprovechado para decir de su boca que todo "está muy bien" y que "no es verdad" que haya una crisis en su relación.

Tras especulaciones de diferentes medios de comunicación con un posible distanciamiento entre Isabel y Mario, desde el entorno de la filipina se filtraba a la revista ¡Hola!, que ella y el escritor continúan con su convivencia en la gran casa de Preysler en Puerta de Hierro y desmentían cualquier tipo de distanciamiento, incluido el físico. Ahora el propio Vargas Llosa lo hace con sus palabras.

Es más, existe una explicación a las entradas y salidas del peruano de su vivienda del centro de Madrid que se usaba como pretexto para especular con una ruptura. Al parecer, allí guarda algunos de sus más preciados libros y además es donde se alojan sus hijos cuando vienen a Madrid, -su hija Morgana está ahora en España- por lo que no es extraño ver al escritor por allí.