| 27 de Enero de 2022 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
Gavi, durante el partido frente al Rayo Vallecano
Gavi, durante el partido frente al Rayo Vallecano

Peligro para el Barça: el Chelsea viene a por Gavi

El conjunto londinense estaría dispuesto a pagar los 50 millones de euros de la cláusula del sevillano, que todavía no ha firmado su renovación. De momento predomina la calma en el Camp Nou

| Alberto Sánchez Deportes

El Fútbol Club Barcelona no tiene un día de tranquilidad en esta convulsa temporada. Desde la despedida de Messi, todo han sido malas noticias y el club está permanentemente en el candelero. Lo único positivo ha sido la irrupción de los chavales de la cantera, que han dado un paso adelante hasta consolidarse en la primera plantilla.

Uno de esos diamantes que tiene el conjunto culé es Gavi. El centrocampista sevillano ha derribado la puerta del primer equipo de tal manera que se ha ganado los elogios de todo el mundo del fútbol y su participación en los partidos es constante. De hecho, su nivel le ha llevado a hacer historia con la Selección Española al ser el futbolista más joven en debutar con la absoluta, donde se ha ganado un sitio en las listas de Luis Enrique.

Su presencia no ha pasado desapercibida para los grandes equipos de Europa y ahora el Barcelona podría verse en un problema si no soluciona rápidamente su renovación. Según 'The Sun', el Chelsea estaría dispuesto a pagar los 50 millones de euros de su cláusula de rescisión -la cláusula ascendería a 100 millones si consigue ficha del primer equipo-.

 

Aunque existe cierta tranquilidad en el club culé, los rumores sobre una posible marcha de Gavi generan desasosiego en una entidad sumida en la incertidumbre. Después de dos meses de negociaciones para sellar la renovación, las dos partes todavía no han llegado a un acuerdo para extender el contrato que finaliza en 2023

La intención del futbolista es continuar en el club que le ha permitido llegar a la élite, pero todavía faltan unos flecos por resolver. Por su parte, el Barça le ofrece cinco temporadas y quiere blindarlo con una cláusula 'antijeques' -como ya hizo fijando en 1.000 millones las de Ansu Fati y Pedri-. Todo apunta a que dentro de poco se resolverán las negociaciones, pero la intromisión del Chelsea se mira con cierto recelo desde las altas esferas blaugranas.