| 01 de Octubre de 2022 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Investigación Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía Suscribirse
Cristiano Ronaldo, en compañía de Jorge Mendes, llegando a la ciudad deportiva de Carrington.
Cristiano Ronaldo, en compañía de Jorge Mendes, llegando a la ciudad deportiva de Carrington.

Cristiano da el primer paso: se reúne con el United e insiste en su salida

El delantero portugués da señales de vida dos semanas después de que su todavía equipo comenzara la pretemporada. En Manchester aún confían en que el luso continúe un año más en Old Trafford

| Agustín Díaz Deportes

Dos semanas. Ese es el tiempo que Cristiano Ronaldo ha tardado en dar señales de vida. El pasado 12 de julio, el Manchester United comenzó su concentración de pretemporada y, hasta hoy mismo, nada sabía de su máxima estrella. Ha sido al regreso del viaje del equipo por Estados Unidos cuando, por fin, el portugués ha contactado con el que aún sigue siendo su club. Y lo ha hecho en persona. 

Cristiano Ronaldo se ha reunido con Ten Hag, el nuevo técnico del Manchester United y lo ha hecho en compañía de su representante, Jorge Mendes. Los dos portugueses han entrado sobre las doce del mediodía, hora española, en la ciudad deportiva de Carrington a bordo de un automóvil que conducía el propio futbolista luso. Se ha sabido, además, que en las instalaciones del United estaba presente otra leyenda del club, sir Alex Ferguson. Desde el club, rápidamente, se ha negado cualquier vinculación con la reunión con Cristiano, aunque mucha casualidad parece. 

El exfutbolista del Real Madrid alegó motivos familiares para no participar en la pretemporada americana de su equipo, aunque todo el mundo lo tomó como una forma de presión para que el club de Manchester le libere del año de contrato que aún le liga con el United. Porque Cristiano Ronaldo insiste en querer salir ya de Old Trafford. En la entidad inglesa continúan confiando en las artes del nuevo técnico holandés del club para conseguir la continuidad de su máxima estrella, pero el hecho de que el United no sea de la partida en la próxima Champions League le aleja, casi definitivamente, del portugués. 

Y, si Cristiano Ronaldo consigue su objetivo de salir de Manchester, lo hará con la única intención de disputar partidos de Champions League y continuar ampliando su extraordinaria estadística personal. Y cada vez quedan menos candidatos para recibirle. Si acaso, dos: el Sporting de Portugal, con el que cerraría el ciclo que comenzó al llegar a Lisboa siendo un niño allá por el año 1997, y el Atlético de Madrid, cuyos dirigentes continúan sin hacer una declaración pública digna desmintiendo la llegada de quien fuera uno de los jugadores más odiados por la grada, primero del Calderón y después del Metropolitano. 

En manos de Jorge Mendes

En círculos reducidos, el club rojiblanco continúa asegurando que la operación es inviable, pero la sombra de Jorge Mendes, que guarda una estupendísima relación con Miguel Ángel Gil Marín, es muy alargada. Según la mayoría de informaciones periodísticas, la llegada de Cristiano al Atlético está en la mano del súper representante portugués. Si él consigue nuevo destino para Morata y Griezmann, la llegada del crack portugués al Metropolitano será un hecho. Simeone sonreirá y miles de seguidores atléticos se avergonzarán de la deriva del club de sus amores.