| 06 de Febrero de 2023 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Investigación Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía Suscribirse
Dembélé durante el Intercity - Barcelona.
Dembélé durante el Intercity - Barcelona.

El Barça roza el bochorno en un partido loco y vence al Intercity en la prórroga

El cuadro que dirige Xavi estará en los octavos de la Copa del Rey después de ganar 3-4 al conjunto alicantino en un choque que tuvo de todo y que se puso cuesta arriba para los azulgranas.

| Alberto Marrero Deportes

El Barcelona se impuso por 3-4 en la prórroga al Intercity en el José Rico Pérez en los dieciseisavos de la Copa del Rey. Cuatro veces se adelantaron los culés y en tres ocasiones les igualaron los alicantinos con el hat-trick de Soldevila, que fue canterano azulgrana y continúa siendo socio del club. El partido tuvo de todo, pero finalmente los de Xavi lograron esquivar la bala del batacazo.

En medio del caso Lewandowski el Barça viajaba a Alicante sin el delantero polaco. Con los azulgranas ya en su destino y con Robert en su casa, la noticia llegó. El ex del Bayern tendrá que cumplir su sanción de tres partidos y no estará frente al Atlético. Además, para el choque ante el Intercity tampoco viajó Pedri, al que Xavi le dio descanso para que no viva una temporada similar a la primera que tuvo como profesional.

Con un equipo con los menos habituales, pero también con unos nombres que dan miedo, salió el Barcelona al césped del mítico estadio del Hércules. Iñaki Peña defendía el arco y por delante una línea de cuatro defensas formada por Bellerín, Araújo, Koundé y Jordi Alba. Busquets, Kessié y Pablo Torre formaban el centro del campo y como hombres más adelantados aparecían Ferran Torres, Dembélé y Memphis.

Comenzó el encuentro y Pablo Torre dispuso de la primera ocasión del Barcelona. Su remate de volea se marchó fuera, pero en la siguiente que tuvieron los azulgranas no perdonaron. El joven centrocampista, ex del Racing, metió un córner al primer palo, donde apareció Araújo como un avión para meter la cabeza y abrir la lata en el José Rico Pérez.

No se había cumplido ni el minuto 5 cuando ya los de Xavi se pusieron por delante en el marcador. Los culés continuaron dominando el choque y no permitían hacer nada a su rival. La El control del balón era total, pero no conseguían incordiar al guardameta del Intercity gracias a la gran defensa de los locales, que se esforzaban por no dejar ni un espacio.

Parecía que todo estaba de cara para el Barcelona, pero un contragolpe de los locales pudo echarlo todo por tierra, pero avisaban de lo que vendría después. Gran pase de Soldevila permitió a Piñón pegarse una carrera en la que dejó a sus marcadores atrás. El delantero del Intercity regateó a Iñaki Peña y cuando el Rico Pérez se preparaba para cantar gol llegó el salvador Araújo para evitar las tablas.

A partir de ahí reaccionó el Barcelona y los futbolistas culés tuvieron varios acercamientos hasta el descanso. Bajo la batuta de Pablo Torre disfrutaron de ocasiones, pero Dembélé no estaba acertado, Memphis pecaba de chupón y Ferran Torres falló un mano a mano en el tiempo añadido después de estar desaparecido durante todo el primer acto.

Se desata la locura

Nada más comenzar el segundo tiempo Dembélé perdonó y el Intercity, sabedor que sólo había un tanto de diferencia en el marcador, comenzó a atreverse más. Y a la hora de juego consiguió el premio del empate. En un córner en el que se durmió la zaga culé Soldevila fue capaz de meter el pie para empatar la contienda y meterle más emoción al choque.

Tal vez el gol armó de valentía y osadía a un Intercity que no tenía la necesidad de lanzarse a arriba y descuidar la defensa. Con la zaga adelantada, un pase en profundidad a Dembélé permitió al galo dejar atrás a sus marcadores y picarla ante la salida del arquero rival, firmando un bonito tanto que volvía a poner por delante a los culés.

Si lo de Dembélé fue un golazo, lo que ocurrió en el área contraria minutos después no se queda atrás. Un centro perfecto desde la derecha lo remató Soldevila con un testarazo perfecto para batir a Iñaki Peña y volver a poner la igualada. Locura total en el Estadio José Rico Pérez y el futbolista del cuadro local era el gran protagonista al firmar un doblete.

Directos a la prórroga

Y otra vez, en esta locura de partido, volvían a pasar cositas. En esta ocasión, en el área del Intercity. Un centro de Jordi Alba se paseó entre la defensa y el portero y Raphinha sólo tuvo que empujarla para volver a poner por delante a los suyos a falta de un cuarto de hora. Ahora, viendo lo visto, a ver si los de Xavi Hernández eran capaces de aguantar la renta de un gol para estar en los octavos de final de la Copa del Rey.

En este momento el encuentro entró en una fase más movida que un barco en un temporal. Primer Iñaki Peña evitó el empate y después Gaizka Campos no permitió que los azulgranas sentenciasen. Pero un error imperdonable de Marcos Alonso, que la perdió siendo el último hombre, bastó para que el hombre de la noche, del mes y de lo que va de año, Oriol Soldevila, batiese con un caño al guardameta culé, pusiese el empate en el marcador y consiguiese un hat-trick soñado.

A la prórroga se fue el encuentro y ahí parecía que las piernas de ambos equipos comenzaban a flaquear, pero apareció Ansu Fati para mandar al fondo de la red, con un poco de suerte, el tanto que daba la victoria a los azulgranas y que valía para sacar el billete para octavos de Copa del Rey. Como deberes el Barça se lleva de Alicante el mejorar en defensa.