| 08 de Agosto de 2022 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Investigación Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
Aficionados serbios apoyando a Djokovic en las calles de Melbourne.
Aficionados serbios apoyando a Djokovic en las calles de Melbourne.

La Justicia deja jugar a Djokovic en Australia, pero apuntan a un nuevo arresto

El juez Anthony Kelly dio la razón a los abogados del serbio y autorizó al jugador a seguir en el país, aunque el Ministro de Inmigración aún está decidiendo si volver a cancelar su visa.

| Agustín Díaz Deportes

Caos total en el caso Djokovic. El juez Anthony Kelly anunció durante el lunes australiano, madrugada en España, la decisión de dejar en libertad a Novak Djokovic y, de esta manera, darle permiso para poder participar en el Open de Australia, que comienza el próximo lunes. El tenista serbio llevaba varios días aislado en un hotel de Melbourne después de que fuera retenido a su llegada al país oceánico. Según el medio australiano The Ace, el principal motivo por el que el juez Anthony Kelly anuló la decisión del gobierno federal de cancelar la visa de Novak Djokovic fue que el serbio no tuvo tiempo suficiente para responder al aviso de cancelación.

La decisión de la justicia australiana ha sido comentada por Rafa Nadal en los micrófonos del programa Más de Uno, de Onda Cero. El tenista balear ha comentado que "me parece perfecto. Al final, totalmente correcto. Nada más. La justicia es la que tiene que hablar en este caso y yo siempre soy un defensor de la justicia, en todas las causas. Al final se ha montado un circo alrededor de muchas historias, pero más allá de que pueda o no estar de acuerdo en algunas cosas con Djokovic, sin ninguna duda la Justicia ha hablado y ha hablado que tiene derecho a participar en el Open de Australia y realmente es lo más justo si así ha sido resuelto".

Eso sí, Nadal también ha dejado claro, con cierta ironía eso sí, que él hubiera preferido que el serbio no jugara en Australia. "A nivel personal prefiero mucho más que no juegue (entre risas). Al final es deporte, se mueven muchos intereses alrededor del deporte, a nivel general, económico, publicitario, y en ese sentido es todo mucho mejor cuando los mejores pueden estar jugando. Al final generas más interés y egoístamente hablando para nuestro deporte, que los mejores del mundo estén en la pista compitiendo es mucho mejor que que estén en cualquier otro sitio".

En principio, en este punto habría concluido la polémica con Novak Djokovic, ya que los responsables del Open de Australia siempre apostaron por la presencia del serbio en el torneo. Ahora, con el fallo judicial, nada podría impedir la participación del número 1 del mundo en una competición que ha vencido en nueve ocasiones. 

Sin embargo, algunos familiares han comenzado a filtrar que la intención del gobierno de Australia sería deportar a Djokovic pese a la resolución favorable del juez. "La última información es que quieren detenerlo", dijo Djordje Djokovic, hermano del número uno de tenis mundial, a la emisora TV Prva. Esta información ha sido desmentida por el gobierno australiano. Eso sí, el Ministro de Inmigración aún está decidiendo si volver a cancelar su visa, por lo que parece que el asunto no ha terminado en absoluto.