21 de Junio de 2021 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
Edmundo Bal (Cs) durante la manifestación.
Edmundo Bal (Cs) durante la manifestación.

La calle brama contra el "impuestazo de la muerte" que prepara Pedro Sánchez

Dirigentes del Partido Popular y de Ciudadanos han acompañado a las miles de personas que han sido convocadas en Madrid por 'Stop Sucesiones'

| C. Novo Economía

Frenar la gran injusticia que supone tener que tributar dos veces por lo mismo: una, cuando se adquiere el bien, por ejemplo, un piso pagado con gran sacrificio; la segunda y más dolorosa, cuando los hijos heredan dicho bien a su muerte. Y, sobre todo, frenar el intento del Gobierno socialcomunista de Pedro Sánchez de subir aún más los impuestos por este concepto. Este ha sido el gran objetivo de la exitosa manifestación que ha recorrido este sábado las calles de Madrid, donde miles de personas han acudido a la llamada de la asociación 'Stop Sucesiones', que ha denunciado la "subida brutal de impuestos que pretende realizar el Gobierno".

 

La manifestación ha contado también con dos de los partidos de la oposición que parecen volver a entenderse tras la grave crisis de las mociones de censura del pasado mes de marzo. Y es que en la protesta han participado destacados miembros del PP y de Cs.

Así, se ha podido ver entre los manifestantes a la portavoz adjunta del Grupo Parlamentario Popular en el Congreso, Sandra Moneo, y los diputados populares, Miguel Ángel Paniagua y Juan José Matarí.

En el transcurso de la concentración, la portavoz adjunta del GPP ha explicado que el Partido Popular ha acudido a una manifestación "justa" para mostrar su compromiso en contra de las subidas de impuestos y porque considera "que los españoles no pueden aguantar ni un solo hachazo fiscal más de Pedro Sánchez".

Moneo ha lamentado como "sube el recibo de la luz, penaliza el consumo de diésel, quieren que se pague por circular en las autovías". "Y ahora los españoles que han perdido a sus seres queridos este año de pandemia ven a su dolor como se suma la insensibilidad de este Gobierno. España necesita bajar impuestos, que se reactive la economía y se cree empleo", ha subrayado.

También ha participado en la concentración el vicesecretario general y portavoz nacional de Ciudadanos, Edmundo Bal, quien ha defendido que "es una reivindicación legítima" el que no se cobre el impuesto de sucesiones, "frente a las pretensiones que está planteando el Gobierno en este momento tan inoportuno, después de más de 100.000 compatriotas fallecidos por la pandemia".

"A quién se le ocurre subir el impuesto de la muerte, el impuesto sobre sucesiones, nos parece un auténtico disparate. No solamente es inoportuno, sino que es un impuesto injusto que grava dos veces la riqueza", ha criticado.

En este punto, el diputado de la formación naranja ha advertido de que hay personas "que incluso tienen que vender su herencia para poder pagar su impuesto" que, a su juicio, "tiene un carácter confiscatorio".

 

"Atenta contra la recuperación económica"

Para la asociación 'Stop Sucesiones' la ciudadanía "no puede soportar más" la "ofensiva fiscal" del Gobierno que, a su juicio, "atenta directamente contra la recuperación económica, contra los puestos de trabajo y contra la prosperidad de los españoles".

Los manifestantes consideran que la "subida brutal" de impuestos que pretenden realizar el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, "es toda una declaración de guerra fiscal a las herencias y el legítimo patrimonio familiar".

En este contexto, la asociación critica que mientras Europa "baja e incluso suprime" impuestos, España "es el único país que aplica el 'tridente de la muerte'" (sucesiones, donaciones y patrimonio).

 

"Millones de parados, miles de empresas cerrando, las colas del hambre aumentando, con el Gobierno más mastodóntico y costoso de la historia", ha lamentado 'Stop Sucesiones', que censura la política "depredadora y vampiresca fiscal" de Sánchez y Montero.