17 de enero de 2018
facebook twitter
El Semanal Digital
14414_diana.png
La joven Diana Quer protagoniza una de las últimas desapariciones con gran proyección mediática

EL DRAMA DE LOS DESAPARECIDOS

Diana Quer, una entre 4.163

Facebook El Semanal Digital Twitter El Semanal Digital
TAGS: Diana Quer
La terrible muerte de Diana Quer en Galicia pone el acento sobre un problema mayúsculo que pasa muy desapercibido;: más de 4.000 personas desaparecen cada año en España.

Diana Quer ha aparecido muerta hoy en Rianxo, asesinada el primer día en que no se supo más de ella, hace 16 meses, por un vecino de la zona apodado El Chicle. Pero hasta ahora el drama de los desaparecidos no tenía tanta repercusión social como las víctimas de la violencia machista o los fallecidos por los accidentes de tráfico... hasta que se le ha puesto un número. Unnúmero terrible.

Y es que en total se tiene perdido el rastro en España actualmente a 4.164 personas, siendo por tanto una de las lacras más penosas y complejas a las que se enfrentan los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado.

Por primera vez, y tras años de peticiones insistentes por parte de las asociaciones de familiares afectados por esta tragedia, el Ministerio del Interior ha hecho públicos los datos de desaparecidos en nuestro país, como paso a la creación de un Centro Nacional de Desaparecidos, un órgano pionero en Europa para coordinar la información sobre personas desaparecidas. Se hará justicia, así, a la dimensión real de este problema de seguridad, que sólo alcanza relevancia social y mediática en momentos y casos puntuales, como viene sucediendo desde el pasado verano con la desaparición de la joven Diana.

 

Cádiz es, de manera sorprendente, la provincia con más desaparecidos de España

 

En nuestro país, y de acuerdo con las instruccion del Consejo de Europa, la persona desaparecida es “aquella ausente de su residencia habitual sin motivo conocido o aparente, cuya existencia es motivo de inquietud o bien que su nueva residencia se ignora, dando lugar a la búsqueda en interés de su propia seguridad y sobre la base de interés familiar o social”. El sistema de Personas Desaparecidas y Restos Humanos lleva registradas un total de 121.118 denuncias, de las que solo 4.164 continúan activas, lo que supone un 3,44 por ciento del total. De estas últimas, 547 son anteriores a 2010, año en el que entró en funcionamiento el sistema antes citado. En consecuencia, hay 116.954 denuncias que quedaron sin efecto al ser localizadas las personas buscadas.

Cádiz y Barcelona, a la cabeza en ausencias sin motivo

Por provincias,  Cádiz es la que más denuncias acumula, con 588; siguen Barcelona, con 396; Madrid con 293; Granada, con 268; Málaga, con 253; y Almería, con 214. En cuanto a las denuncias activas calificadas de alto riesgo, las provincias con mayor número de casos son Barcelona (46), Las Palmas (14), Málaga (13) y Baleares, Madrid y Murcia (12). La mayoría de esta clase desapariciones son protagonizadas por menores y ancianos.

En cuanto a la distribución por sexos, las denuncias activas de desaparecidos corresponden en un 74,37% a hombres, un 22,43% a mujeres y un 3,19% carecen de determinación del género. Respecto a la nacionalidad, el 75,23% de las denuncias por desapariciones se refiere a nacionales y el 24,77% a extranjeros.

 

 

Por edades, el sector de 36 a 50 años, con un 28,97%, es el que registra un mayor número de casos, seguido del de mayores de 65 años, con un 27,10% de las denuncias. Dos terceras partes de las denuncias registradas corresponden a menores de 18 años, que son las que más alarma social suelen provocar, aunque la mayoría se suelen resolver de manera rápida, como prueba que las denuncias activas sobre personas de este tramo de edad son minoría. El peor dato, en general, es que de las 20.000 desapariciones que se registran cada año, de 100 nunca se sabrá nada.

El peor dato, en general, es que de las 20.000 desapariciones que se registran cada año, de 100 nunca se sabrá nada

Los expertos que han reunido estas cifras y elaborado el informe que le acompaña han advertido de que ha de mejorarse la administración de estos datos, facilitando la transferencia y la coordinación entre los distintos cuerpos de seguridad. Y tal fin se consagrará precisamente, tras la puesta en marcha de las correspondientes campañas de sensibilización y prevención, el Centro Nacional de Desaparecidos, el ente que se ocupará del control de la gestión de la base nacional de personas desaparecidos y restos humanos sin identificar y que deberá estar en funcionamiento antes de que comience el próximo verano.

Criminólogos, psicólogos, psiquiatras, forenses...

El centro estará integrado por criminólogos, psicólogos y psiquiatras y aunará datos de búsqueda y toda la información relativa a caso para esclarecer los hechos con criterios de trabajo comunes. Impulsará, asimismo, la coordinación y cooperación de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado, a quienes se incorporarán las policías autonómicas, las unidades de policía local e incluso las agencias de seguridad privada, aparte de las asociaciones de personas desaparecidas. Un equipo de expertos formado por profesionales multidisciplinares en materia de Seguridad, Salvamento y Rescate, así como forense, apoyará la labor del centro.

Por último, se elaborará y difundirá información periódica a través de una página web para orientar la colaboración ciudadana y evitar las pistas falsas que a menudo se producen en los casos de personas desaparecidas. Se tratará, de este modo, que los casos más mediáticos no obstaculicen las pesquisas policiales y, sobre todo, que no solapen los demás casos.

Que Diana Quer, desgraciadamente, haya sido una entre 4.163 personas ausentes, para desesperación de sus familiares y amigos, que hoy han conocido que tanta espera ha sido una tortura estéril: su cuerpo estaba, desde el primer momento, en un pozo cercano al lugar donde se le perdió la pista.

 

 

Comenta esta noticia