| 04 de Julio de 2022 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Investigación Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía

El Santander lanza un préstamo para mejorar la eficiencia energética

La entidad lanza un servicio dirigido a proporcionar a los clientes la transición hacia un modelo de habitabilidad más verde y la reducción del consumo energético de sus viviendas.

| Carlos Alarcón Empresa

Banco Santander lleva a cabo este nuevo servicio, para aumentar su compromiso de acompañar a los clientes, particulares y pymes, en la transición hacia una economía más sostenible. 

La herramienta comienza con un simulador online y gratuito para determinar el tipo de vivienda, las actuaciones que se quieren llevar a cabo y un cálculo automático aproximado del coste de las reformas elegidas, así como el ahorro energético que suponen para el cliente, las subvenciones que se pueden solicitar y la deducción estimada del IRPF estatal.

Santander ofrece al consumidor tres proveedores diferentes y acreditados: Iberdrola, Effic y Reformanerr para solicitar presupuestos personalizados. También se ocuparán de gestionar las subvenciones y ayudas previstas en el Real Decreto 853/2021 de Rehabilitación Residencial y Vivienda Social, tanto para las actuaciones de mejora de eficiencia energética en viviendas como para las de rehabilitación a nivel edificio.

El estudio de obra es gratuito y una vez analizada la solicitud y realizadas las gestiones con el proveedor, Santander pone al servicio del cliente un préstamo de eficiencia energética de hasta 100.000 euros, con un periodo de carencia de hasta 12 meses. El préstamo tiene un interés fijo del 4%, con un plazo de amortización de 7 años y la posibilidad de amortizar el préstamo de manera anticipada, parcial o totalmente, de forma gratuita.

Las ayudas provienen de los Fondos Next Generation de la Unión Europea y están enmarcadas en el Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia del Gobierno. La concesión de ayudas dependerá del ahorro energético logrado con la reforma, que tiene que proporcionar al menos una reducción mínima del consumo de energía del 30%. Para pisos y viviendas, la subvención se establece en 3.000 euros, mientras que para edificios podrán ir desde los 6.300 a los 18.800 euros si el ahorro energético supera el 60%.

Este servicio se suma a otras iniciativas que el Banco Santander tiene en marcha y que tienen por objeto contribuir a una transición hacia la eficiencia energética. El cambio climático supone un reto para la entidad en el marco de su compromiso responsable para ayudar a las empresas y autónomos a avanzar hacia un futuro más sostenible.