| 19 de Octubre de 2021 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía

Un dron ya avanza lo que sucederá cuando la lengua de lava toque el mar

Los habitantes de La Palma siguen conteniendo el aliento ante el lento pero constante avance de la colada del volcán Cumbre Vieja hacia el mar. En su avance ya se ve lo que sucederá.

| ESdiario España

 

La colada avanza lentamente hacia el mar. La lava que sale del volcán de Cumbre Vieja desde que entró en erupción el pasado domingo ha cubierto ya un total de 103 hectáreas y arrasado 156 edificaciones, según el seguimiento por satélite del programa Copérnicus de la Unión Europea.

La colada, que en algunas zonas tiene un frente de hasta treinta metros y una altura media de unos seis metros, ha ralentizado su velocidad pero se dirige en dirección a la coste oeste de la isla, en una zona comprendida entre Tazacorte y Los Llanos de Aridane.

Tras una nueva reunión del comité de crisis, Pedro Sánchez ha hecho un llamamiento a la "prudencia" de los ciudadanos de la isla  porque dada la "componente de imprevisibilidad" de la emergencia provocada por la erupción volcánica en Cumbre Vieja, aunque ha apelado también a su "calma y la tranquilidad" porque la "seguridad" de los habitantes está garantizada.

Un dron que sigue el recorrido de la lengua está permitiendo testar la reacción de la lava al chocar con los primeros embalses camino a la costa y al Atlántico.

La Palma acogerá el próximo viernes un Consejo del Gobierno canario extraordinario y monográfico en el que se abordarán distintas medidas para hacer frente a la situación de crisis producida por la erupción del volcán, y para abordar la emergencia habitacional de las personas que han perdido sus viviendas.

La erupción volcánica que se inició el pasado domingo en La Palma ha ocasionado ya el desalojo de casi 6000 personas, las últimas en la noche de este lunes en Tacande (El Paso) tras la apertura de una nueva boca eruptiva, la novena.