| 02 de Julio de 2022 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Investigación Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
Sánchez y Ortuzar firmando el acuerdo de investidura.
Sánchez y Ortuzar firmando el acuerdo de investidura.

El PNV exprime a Sánchez y le exige tres condiciones para sacarle del atolladero

La línea caliente entre Bilbao y Madrid echa humo en estas últimas horas. La "cogobernanza" en la desescalada, el plácet a las urnas en julio, y 700 millones. Esta es la factura de Urkullu.

| Javier Ruiz de Vergara España

El PNV no es muy favorable a meter a Pedro Sánchez en más problemas de los que ya tiene. No confía mucho en él, pero como recuerdan en la cúpula peneuvista habitualmente, es el "mal menor". Y es que en Sabin Etxea la alternativa de centroderecha al actual Gobierno provoca, literalmente, sarpullidos.

Así que los nacionalistas vascos han vuelto en estas últimas 48 horas a socorrer al presidente tras el fingido cabreo de hace dos semanas que obligó a Sánchez a levantar en dos ocasiones el teléfono para calmar al lendakari Íñigo Urkullu y al presidente de su partido, Andoni Ortuzar.

En estas últimas 24 horas se han producido nuevas conversaciones y varios avances. Y el PNV se dispone a allanar el camino a La Moncloa con varias enmiendas al decreto de alarma que el Gobierno se ha comprometido a aceptar, según aseguran fuentes peneuvistas a ESdiario. Básicamente se trata de un plan de "cogobernanza" que devolvería a los gobiernos autonómicos varias competencias en materia sanitaria y económica.

Junto a esa, la segunda exigencia del PNV tiene que ver con el calendario interno del propio Urkullu. Por eso, Ortuzar ha pedido la luz verde de Sánchez al plan del lendakari para convocar las elecciones autonómicas en julio. Un permiso que se antoja imprescindible ante la situación de alegalidad en la que se encuentra el proceso electoral vasco.

Y la tercera condición que ha puesto Ortuzar a Sánchez tiene que ver con la cartera. El PNV quiere 700 millones de los 16.000 del fondo autonómico anunciado este domingo por el Gobierno a los presidentes autonómicos. El Gobierno Vasco planea incrementar su endeudamiento en 900 millones de euros. Así que esos 700 dejarían prácticamente equilibradas las finanzas vascas.

 

El presidente del PNV, Andoni Ortuzar, este martes en Telecinco.

 

Lo que reclama Ortuzar a Sánchez es "cintura política" para negociar "una desescalada" que se realice "entre todos", y defiende que las enmiendas que planteará su partido para mejorar el decreto del Estado de Alarma permitirá la "cogobernanza, codecisión y el respeto a las competencias de cada institución".

En declaraciones a los medios de comunicación, el líder del PNV ha asegurado que "aún queda tiempo y es posible" llegar a un acuerdo, y ha asegurado que "solo hace falta voluntad política". "Le pedimos a Pedro Sánchez y a su Gobierno cintura política para negociar con nosotros".

"Nosotros -explica Ortuzar- vamos a presentar enmiendas que van a hacer posible una cogobernanza, una codecisión y un respeto a las competencias de cada institución. Si lo hacemos entre todos, seguro que va a salir mejor". A buen entendedor...