| 02 de Febrero de 2023 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Investigación Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía Suscribirse
Isabel Díaz Ayuso
Isabel Díaz Ayuso

Ayuso blinda Madrid ante la "dictadura" de Sánchez vetando su último "engendro"

La presidenta madrileña derogará la autodeterminación de género si sale adelante con la ley trans de Moncloa y advierte del tinte “autoritario” de Sánchez: “Un engendro”

| Miguel Centeno España

Isabel Díaz Ayuso ha llegado este jueves a la Asamblea de Madrid con dos objetivos claros: el primero, desmontar la “dictadura”, en sus propias palabras, que está empezando a crear el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, con sus últimas y “fracasadas” leyes, y el segundo, dejar claro que en Madrid esas leyes no tienen cobijo. 

Y es que la presidenta madrileña ha anunciado que, aunque la Ley Trans que en estos momentos están en trámites parlamentarios, no se aplicará en la comunidad donde ella gobierna, al menos, en el apartado de la autodetermianción de género. Este es, la parte en la que los menores de edad pueden decidir, sin ningún tipo de informe médico o de otro organismo, que son mujeres u hombres por libre determinación personal.

Esto da la vía libre a que los ciudadanos puedan modificar su género en el registro civil sin más condiciones, optando así a operaciones de cambio de sexo que, muchos expertos señalan, son irreversibles y podrían suponer un perjuicio para los menores que podrían no tener la decisión lo suficientemente meditada. 

De hecho este ha sido el apartado que en su día dividió al Gobierno, con el ala socialista que representa Carmen Calvo negándose a aceptar dicha autodeterminación, y con Unidas Podemos e Irene Montero exigiendo su inmediata inclusión en la norma. Para Ayuso, sin embargo, no hay debate: en Madrid, si se aprueba esta norma con esa característica, no se llevará a cabo porque la derogará.

“Se tendrá que ver cómo y cuándo derogar este punto porque no estoy dispuesta a ser la primera que se equivoca otra vez en la estrategia a nivel nacional”, ha señalado la popular. "Vamos a ver qué engendro nos fabrican desde los escaños de la izquierda y la ultraizquierda con esta ley. Vamos a ver primero qué pergeñan antes de tomar una decisión equivocada en esta Cámara para desviar el centro. Imagínese si han puesto en marcha una ley que se supone que va contra las violaciones y pone directamente a violadores y abusadores sexuales en la calle, qué no harán con el resto de las leyes", ha manifestado, en respuesta a una pregunta de la portavoz de Vox, Rocío Monasterio, sobre la derogación de la normativa regional.

Para Ayuso, lo sensato es esperar teniendo en cuenta que "aquello que fabriquen en el Congreso de los Diputados es una papeleta" que tiene el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y tiene que "resolver él" y tiene ámbito estatal y luego ya "corregir todos los excesos", que son conscientes de que hay "muchos". "Tenemos que saber hacer con cabeza", ha declarado.

Un claro “muro” en la región a las políticas de la izquierda radical de Moncloa. De hecho, Ayuso ha aprovechado sus intervenciones en la asamblea regional para advertir, una vez más, de los tintes “autoritarios” que está cogiendo el Gobierno de Pedro Sánchez, asegurando que está yendo por el "camino de una dictadura" y pasará a la historia pero como "exhumador profesional”.

Ayuso: "Vamos camino de una dictadura. El Gobierno de Sánchez está preocupado en señalar y criminalizar a jueces, fiscales, periodistas, energéticas, comerciantes, propietarios de viviendas, policías o médicos en listas negras"

“Vamos camino de una dictadura. El Gobierno de Sánchez está más preocupado de si una niña compra un carrito de bebé por Navidad, en prohibir, en enseñarte a comer bien, en decir que volar acaba con el planeta, en multarte si dejas las luces del escaparate encendidas, en enseñarte a poner la lavadora, en prohibir el humor, en acabar con la complicidad entre el hombre y la mujer, en censurar canciones, señalar a artistas y perseguir la tauromaquia”.

Para la presidenta, Sánchez "está más preocupado de señalar y criminalizar a jueces, fiscales, periodistas, energéticas, comerciantes, propietarios de viviendas, policías o médicos en listas negras". "No sé si pasará a la historia como exhumador profesional, pero sí por recordarnos a alguien que fue exhumado y que por cierto a nadie le importó", ha lanzado.