| 05 de Julio de 2022 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Investigación Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
Arrimadas con Edmundo Bal al fondo
Arrimadas con Edmundo Bal al fondo

Arrimadas, noqueada por el "ninguneo" de Feijóo y el protagonismo de Abascal

Ciudadanos está completamente desaparecido del panorama político con su líder de baja por maternidad y con el congreso del PP y las iniciativas de Vox marcando la agenda de la derecha

| E. M. España

Congreso del PP, manifestaciones de Vox… pero ¿dónde está Ciudadanos? Esa es la pregunta que muchos de sus dirigentes se hacen estos días ante la nula presencia tanto del partido como de su líder, Inés Arrimadas, del debate político tanto a nivel general como específicamente del espectro del centro derecha.

Es cierto que Arrimadas está de baja por maternidad y ha limitado su aparición pública a subir una foto de sus hijos, pero el portavoz adjunto de la formación, Edmundo Bal, como otros cargos del partido naranja no son capaces de marcar la agenda o la iniciativa frente al Gobierno de Pedro Sánchez.

 

Una vez pasadas las elecciones en Castilla y León y el efecto mediático de las mismas, con Francisco Igea teniendo bastante aparición en los medios que le permitió salvar su escaño en las Cortes de Castilla y León y evitar otro resultado a cero diputados, la presencia del partido naranja está completamente diluida.

Feijóo y las iniciativas de Vox invisibiliza a Cs

A esto además no ayuda la acción de sus oponentes más directos por llevarse el voto de centro derecha: PP y Vox. En el caso de los populares, tras la crisis de imagen provocada por la traumática salida de Pablo Casado, la llegada de Alberto Núñez Feijóo y el interés mediático que ha despertado el relevo en el PP ha impedido que Ciudadanos aproveche la oportunidad de recuperar terreno a costa de los populares.

Además, Feijóo ha ignorado por completo al partido de Arrimadas, al que no menciona y ni siquiera hace referencia con indirectas como sí se han visto en el caso del PSOE o Vox.

Tras la estrategia de Teodoro García Egea de fichar a cargos de Cs, la línea de Feijóo es una especie de pacto de no agresión con los de Arrimadas, esperando simplemente a ellos solos se disuelvan. Una estrategia, no hablar de Ciudadanos, que ya desarrolló en Galicia donde los naranjas no tienen presencia.