| 08 de Agosto de 2022 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Investigación Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
Pedro Sánchez
Pedro Sánchez

Sánchez sale de la cueva para vender un decreto que pulveriza sus previsiones

El presidente del Gobierno se encarga en persona de anuciar las nuevas medidas que plantea el Ejecutivo contra la crisis para salvar lo que queda de legislatura.

| Andrea Jiménez España

Pedro Sánchez necesita un golpe de efecto que frene su desplome. El presidente del Gobierno es consciente del desgaste constante que está sufriendo el PSOE y la prueba más evidente fue el resultado electoral del pasado domingo en Andalucía, donde el PP cosechó una histórica mayoría absoluta. El primer intento llegó el pasado miércoles cuando, desde el Congreso de los Diputados, anunció una rebaja del IVA de la luz del 10% al 5% y ahora quiere colgarse otra medalla siendo él mismo el que comparezca para explicar los principales puntos del decreto anticrisis.

Pero además, el presidente anunció este viernes que las medidas propuestas se prolongarán hasta final de año, lo que implica un reconocimiento implícito de que la elevada inflación y la consiguiente crisis económica no serán algo pasajero, sino que la asfixia será larga. 

De hecho, Sánchez ha adelantado que este "nuevo paquete de ayudas" para las familias, industrias y empresas, destinado a "protegernos en la medida de nuestras posibilidades del alza de los precios", no tendrán una duración de tres meses, como las recogidas en el primer decreto aprobado en marzo, "sino que se extenderán hasta el 31 de diciembre de este año".

Y es que, mientras que el pasado mes de mayo, la vicepresidenta Nadia Calviño, afirmaba en una entrevista concedida a El País que España había dejado atrás el pico de inflación y que los precios comenzarían a desacelerarse "a partir del segundo semestre del año", parece que esa perspectiva se aleja, demostrando, de nuevo las erróneas previsiones del Ejecutivo.

La crisis será larga

No en vano, hace tan solo unos días, en un seminario con periodistas en la Universidad Menéndez Pelayo, la ministra tenía que recular y no le quedaba más remedio que reconocer que "está claro que tenemos que trabajar en un nuevo escenario de inflación más alta durante más tiempo a nivel internacional".

Por todo ello, ahora el Gobierno ha tenido que modificar su agenda, consciente de que la crisis que consideraba puntual, no será así, por lo que el presidente quiere dar su propio golpe de efecto, acuciado por la presión de las encuestas y las urnas, tomando las riendas de un decreto que han estado negociando hasta el último momento PSOE y Podemos.

Reactiva la agenda legislativa

Además, desde Moncloa se han puesto a trabajar para reactivar la agenda legislativa más ideológica colocando al PSOE como punta de lanza de la izquierda y, de paso, noquear a una Yolanda Díaz acechada por los problemas legales de sus socios, dando salida cuanto antes numerosos proyectos que estaban en vía muerta.

El ministro de Presidencia, Félix Bolaños, ha señalado este viernes que la Ley de Memoria Democrática, cuya tramitación acaba de reactivarse en el Congreso, "va a ser una realidad" bien pronto y ha subrayado que el texto va a "poner en valor" la Ley de Amnistía de 1977.

El Consejo de Ministros aprobó el proyecto de ley de Memoria Democrática hace casi un año y, tras aceptarse su tramitación por el Pleno del Congreso, el PSOE y Unidas Podemos pactaron un paquete de enmiendas para mejorarla y dar cabida a algunas de las reivindicaciones del socio minoritario de la coalición.

Después de la presentación de enmiendas, el pasado mes de noviembre, la norma se guardó en un cajón al no contar con suficientes apoyos para salir adelante, hasta que ahora el PSOE ha empezado a atar votos para intentar sacarla adelante, conscientes de que necesitan tirar de ideología para reconducir a un electorado desencantado y hastiado por la crisis. 

Aprobación de la Ley Trans

De la misma forma, el Ejecutivo  aprobará la Ley Trans y de Derechos de las personas LGTBI en el Consejo de Ministros que se celebra este lunes 27 de junio, según han confirmado fuentes de Igualdad. El texto será aprobado por el Gobierno en segunda vuelta en la víspera del Día Internacional del Orgullo LGTBI y un año después de que lo hiciera por primera vez y pasa así a la fase de tramitación en el Congreso.

De esta manera, Sánchez quiere reactivarse a sí mismo, poniendo al Gobierno a trabajar, para dar salida a los proyectos con los que cree que retendrá a un electorado a la fuga, al tiempo que tirará de 'chequera' desde el Consejo de Ministros, poniendo parches para intentar que la crisis tno se le lleve por delante.