| 08 de Agosto de 2022 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Investigación Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
Pedro Sánchez
Pedro Sánchez

Sánchez continúa con su 'purga' y fulmina a dos altos cargos del Gobierno

El Ejecutivo cesa al Director General de Calidad y Evaluación Ambiental y a la directora de coordinación informativa de la Secretaría de Estado de Comunicación en menos de 24 horas

| Miguel Centeno España

Pedro Sánchez no da su brazo a torcer y mantiene su hoja de ruta purgando a altos cargos del Gobierno, coincidiendo con el desastre electoral del PSOE en Andalucía. Y es que Sánchez ha dado el visto bueno al cese de dos responsables públicos sin motivos concretos en menos de 24 horas. 

El primer cese ha sido propuesto por la ministra para la Transición Ecológica y Reto Demográfico, Teresa Ribera, y sería el del hasta hoy director general de calidad y evaluación ambiental, Ismael Aznar Cano. El cese fue acordado este lunes en el Consejo de Ministros y este martes queda reflejado en el Boletín Oficial del Estado. No obstante, el Real Decreto de cese le agradece los servicios prestados, pero no matiza el motivo por el que ha sido fulminado del Gobierno.

Y es que el perfil de Aznar Cano es muy solvente, miembro del Cuerpo Superior de Administradores Civiles del Estado, ejerciendo desde 1999 en distintos puestos en la administración estatal, la mayor parte de las veces relacionados con el área medioambiental, costas, cambio climático o hacienda pública. Sin embargo, la destitución ha sido fulminante, coincidiendo con el auge de precios de la factura de la luz que tanto ha desgastado al Ejecutivo.

A ello se le suma el cese de cuatro consejeros independientes de la empresa semipública Indra, que en las últimas horas ha visto cómo el gobierno tomaba el control de su consejo de administración. Y, a mayores, se le añaden la dimisión del presidente del Instituto Nacional de Estadística (INE), discordante con el Gobierno y muy criticado por el sector socialista por sus datos del PIB e inflación y que podría haber sido cesado si no hubiese dimitido por voluntad propia, y el cese de la directora del CSIC, Rosa Menéndez.

No son los únicos, ya que este mismo mes el ministro José Luis Escrivá era testigo de cómo dos de sus altos cargos en el Ministerio de Seguridad Social presentaban su dimisión por discrepancias durante la redacción de la nueva reforma tributaria que afecta a los autónomos. Una modificación legal que sigue en el aire y que antes de que acabe el mes debe enviarse a Bruselas para su aprobación, ya que la Unión Europea ha puesto como límite el final de este mes para evaluar la reforma.

En cuanto al segundo cese conocido en las últimas horas, se trata de la periodista Iolanda Mármol Lorenzo que ejercía hasta ahora como directora de coordinación informativa de la Secretaría de Estado de Comunicación. Ésta será sustituida por Ion Fernando Antolín Llorente. 

Un cargo en el que la periodista ha estado muy poco tiempo, ya que llegó a la secretaría el pasado 1 de febrero como responsable de este nuevo departamento de coordinación informativa después de que el Ejecutivo aprobara una modificación de la estructura de la Secretaría de Estado de Comunicación, que incluyó la creación de esta división para reforzar este órgano.

Un cese que coincide, en este caso, con el batacazo electoral del PSOE en Andalucía y con los fallos de comunicación del Gobierno en materia migratoria, después de que Sánchez aplaudiera la intervención policial de Marruecos en la valla de Melilla este pasado viernes en la que murieron, al menos, 23 personas. 

Un gesto de agradecimiento a Marruecos en el que no dio el pésame a la familia de los fallecidos ni mostró empatía con la tragedia producida en la valla, algo que ha provocado la última guerra interna en el Gobierno de coalición, ya que la parte de Podemos ha criticado con dureza la gestión socialista de esta crisis migratoria. 

Hasta el punto de que la vicepresidenta del Gobierno, Yolanda Díaz, ha exigido que el Gobierno traslade lo que ha ocurrido realmente en la valla, así como la información precisa sobre la intervención policial de Rabat. Una crítica a la que se ha sumado Ione Belarra y otros altos dirigentes de Unidas Podemos, como el secretario de Estado de la Agenda 2030 y líder del PCE, Enrique Santiago, quien ha trasladado que el Gobierno debe esclarecer lo que ocurrido.

Una posición que la ministra de Defensa, Margarita Robles respeta, aunque no matiza sobre lo ocurrido. “Lloramos por estas muertes como cada vez que hay un hundimiento de una patera en el continente africano. La expansión del yihadismo radicaliza a los jóvenes y las mafias utilizan a los más pobres. De verdad, tengamos los medios necesarios o reflexionemos sobre los acontecimientos como estos que nos mueven al dolor. Tenemos que ver qué hay detrás y poner los medios para evitarlo. Por eso hay que reforzar la presencia militar en el franco sur”, ha explicado en una entrevista en Telecinco.

No somos insensibles a los bombardeos en Ucrania ni a esto”, ha subrayado Robles, al tiempo ante la pregunta de si se le va a pedir explicaciones a Marruecos, ha contestado tirando balones fuera: “Pido solidaridad con las familias de los que han muerto y la responsabilidad de velar por el continente africano. Desde ese punto de vista tenemos nuestros contingentes en África y nuestro dolor por los que han perdido la vida”. 

Feijóo critica la "cesión" forzada del presidente del INE

Por su parte, el presidente del PP, Alberto Núñez Feijóo, ha avisado este martes al Gobierno que el "cese" del presidente del Instituto Nacional de Estadística es una "pésima noticia" para la "credibilidad", "la fiabilidad" y la "reputación" de España, máxime cuando las estadísticas españolas "están bien hechas y con la metodología adecuada".

"No sirve de nada negar los datos y cesar a los responsables de elaborarlos", ha enfatizado Feijóo en su intervención en el curso de verano organizado por la Asociación de Trabajadores Autónomos (ATA), en la que ha señalado también que todos los organismos internacionales han "bajado las optimistas previsiones del Gobierno en los últimos tres años" y ha recalcado que "no sirve de nada hacer previsiones infladas del PIB o del crecimiento cuando cada mes hay que revisarlas".

"Ver como Sánchez cesa al director del INE porque el Gobierno no está de acuerdo con las estadísticas oficiales en materia de crecimiento económico y de inflación es sin duda alguna un error que afecta a la credibilidad, la fiabilidad y la reputación del reino de España", ha avisado.