| 11 de Octubre de 2021 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
Susana Díaz, Chaves y Griñan, junto a los también ex presidentes Escuredo y Rodríguez de la Borbolla
Susana Díaz, Chaves y Griñan, junto a los también ex presidentes Escuredo y Rodríguez de la Borbolla

El "waterloo" del PSOE: el juez sentará en el banquillo a Chaves y Griñán

En el peor momento posible para los intereses del PSOE y en vísperas de la campaña electoral, Andalucía, su gran granero de votos, va a dar a Sánchez un disgusto monumental.

| Javier Ruiz de Vergara España

La semana que entra amaga con convertirse en un largo y duro vía crucis para Pedro Sánchez. La noticia, no por esperada menos traumática para el PSOE, va a confirmarse en el peor momento, a las puertas de la campaña electoral y de los debates televisados. Y es que Sánchez va a quedarse sin uno de sus grandes argumentos contra el PP: los casos de corrupción que afectan a cargos populares. 

Y es que el juez que instruye el caso de los ERE en Andalucía va a cerrar en los próximos días el auto de procesamiento que incluye llevar al banquillo a tres pesos pesados del PSOE: los ex presidentes Manuel Chaves y José Antonio Griñan, y la ex ministra Magdalena Alvárez.

Según ha adelantado la SER, el magistrado Alvaro Martín tiene prácticamente ultimado, a falta de pequeños flecos, el auto que llevará al banquillo a Chaves, Griñan y Alvarez, junto al ex vicepresidente Gaspar Zarrías y los exconsejeros José Antonio Viera, Antonio Fernández, Manuel Recio, Antonio Ávila, Francisco Vallejo, Martín Soler y Carmen Martínez Agüayo.

Prevaricación en las ayudas millonarias

La cúpula del socialismo andaluz se enfrenta a un delito de prevaricación administrativa toda vez que la justicia considera que el gobierno de la Junta concedió ayudas millonarias a sabiendas de que el procedimiento era ilegal. Cuando fueron imputados por el Tribunal Supremo, -entonces eran diputados-, Chaves y Griñan se vieron obligados a renunciar a sus actas en el Congreso.

Los agentes de la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil comenzaron a investigar el llamado caso ERES en 2011 tras varias  denuncias sobre el fraude en las partidas destinadas a los sindicatos UGT y CCOO para pagar prejubilaciones de aquellos trabajadores afectados por expedientes de regulación de empleo.

En la lista de fraudes por corrupción, según los expertos, este caso es el tercero por dinero defraudado. El caso Edu de los fraudes de formación, también en Andalucía, habría malversado más de 3.000 millones de euros. Por su parte, la operación Malaya, de corrupción urbanística en Marbella, habría defraudado 2.800 millones y este de los ERES, más de 1.200 millones.

Queda por saber ahora, de vuelta al ámbito político, de que manera afecta esta decisión judicial a las expectativas de la presidenta andaluza, Susana Díaz, de dar el salto a la política nacional si el 26-J certifica la defunción política de Pedro Sánchez. Díaz fue consejera del gobierno de José Antonio Griñan.