21 de Junio de 2021 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
Alberto Garzón en un acto a mediados de diciembre.
Alberto Garzón en un acto a mediados de diciembre.

La luz retrata a Garzón: dos inviernos en Consumo y no ha hecho nada

Iba para justiciero contra el "oligopolio energético" y ahora hasta un partido socio como Bildu pide su comparecencia en el Congreso para que aclare por qué no frena la factura eléctrica.

| A.I.M. España

La subida del 27% en el precio de las tarifas eléctricas en mitad de una ola de frío y nieve ha puesto en la picota al Gobierno del escudo social y, en especial, al ministro de Consumo.

 

El PP, Ciudadanos y hasta Bildu, socios de Presupuestos del Ejecutivo, han pedido su comparecencia urgente en el Congreso para que explique qué va a hacer al respecto. "Hechos, no palabras", resumió la portavoz de la izquierda abertzale en la Cámara, Mertxe Aizpurua

 

Alberto Garzón se mostró este viernes indignado por las cifras y anunció en Twitter que ha encargado una investigación a la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia por si se hubieran producido "irregularidades en el mercado".   

 

Una reacción mucho menos visceral que cuando en el invierno de 2017 clamaba por la nacionalización de las eléctricas ante la inoperancia del Gobierno de Mariano Rajoy

 

De solo unos meses antes es esta intervención suya en TVE invocando la Constitución para crear una empresa eléctrica pública:

Pero sucede que éste es el segundo invierno que Garzón pasa en el Ministerio, y las "soluciones definitivas para una tarifa regulada que proteja especialmente a las familias más vulnerables" que dice estar buscando ni llegaron en 2020 ni tampoco ahora.

Estando en la oposición, Unidas Podemos siempre fue muy crítico con el "oligopolio energético" y sus privilegios. De hecho en su programa electoral de noviembre de 2019 prometía "eliminar los privilegios" de éste y, sobre todo, "una factura de la luz más barata y justa". 

"La estructura que tiene hoy la factura de la luz es una trampa para que pagues más. El término de potencia, una cantidad fija que pagas aunque no consumas nada, se reducirá a la mitad para que, como regla general, no sea superior al 25 % del total de la factura para consumos domésticos normales. Respecto a lo que se paga en función de la energía consumida, los primeros kWh (que son imprescindibles para llevar una vida digna) tendrán un precio muy bajo, que aumentará en los siguientes hasta penalizar el derroche. A esto se sumarán protecciones frente a la pobreza energética". Eso dejaron escrito negro sobre blanco. 

El PP denunció este viernes que, en los primeros siete días del año, la factura eléctrica del usuario medio se situaría en 80,71 euros, lo que representa un incremento del 19,3% respecto al año pasado. Al tiempo que subrayó la incoherencia del Gobierno, "que defiende una transición energética justa y cuyo lema es no dejar a nadie atrás pero el resultado de sus políticas son situaciones injustas que perjudican a las personas más vulnerables".

Además de la de Garzón, los populares han pedido también la comparecencia urgente de la vicepresidenta cuarta y ministra para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, Teresa Ribera.

Por su parte, Inés Arrimadas pidió "evitar la doble imposición en la factura de la luz" y que se saque de la base imponible del IVA el impuesto que afecta a electricidad y a hidrocarburos. Así como reducir el IVA durante la pandemia en la factura de la luz y el gas porque "está afectando a todas las familias, las pymes y los autónomos", en opinión de la líder de Ciudadanos.