| 08 de Agosto de 2022 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Investigación Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
Ione Belarra, Yolanda Díaz y Irene Montero.
Ione Belarra, Yolanda Díaz y Irene Montero.

Podemos entra en pánico y Belarra anuncia que se abrazará a Yolanda "sí o sí"

La cúpula morada hace de la necesidad virtud y despeja incógnitas internas tras los ataques de Pablo Iglesias a su sucesora. Habrá unidad de acción con el "Sumar" si es que cristaliza.

| M.B España

"Sí o sí". Ione Belarra despeja dudas y envía un mensaje a Pablo Iglesias. Guste más o menos, Podemos lo fiará todo al non nato proyecto político de Yolanda Díaz. Las encuestas pesan, y los antecedentes en las urnas de Madrid, Castilla y León y Andalucía, aún más.

La secretaria general de Podemos ha garantizado este lunes de cierre de curso político que su formación va a desplegar "sí o sí" una "alianza electoral" con la plataforma Sumar que impulsa la vicepresidenta segunda para las próximas elecciones generales.

 

En declaraciones a TVE, Belarra ha querido lanzar un mensaje de "tranquilidad" al arco progresista para garantizar que esa confluencia de su partido y el nuevo proyecto de Díaz será la "mejor posible".

"Consideramos a Sumar un aliado electoral estratégico", ha desgranado Belarra para afirmar que todo el espacio, ya sea Unidas Podemos o el proyecto de Díaz, se está preparando para tener el "mejor resultado electoral posible" en las generales y poder, con ello, consolidar el bloque progresista.

La líder de Podemos ha afirmado que Díaz es su "candidata", dado que precisamente fue su formación quien la propuso para liderar la futura candidatura electoral, y que para ellos es "la mejor de las noticias" que la vicepresidenta arranque su "proyecto electoral".

Eso sí y cuestionada sobre cómo se desplegará esa confluencia, Belarra ha dicho que la gente del país "no está para cuestiones internas del espacio político" sino que quiere que impulsen medidas progresistas, sobre todo cuando la derecha está "envalentonada".