| 07 de Agosto de 2022 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Investigación Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
Yolanda Díaz y Pablo Iglesias
Yolanda Díaz y Pablo Iglesias

Iglesias revela cuándo y por qué le llamó "cabrón" Yolanda Díaz

El exvicepresidente del Gobierno desvela en su libro cómo fue el proceso en el que se “inmoló” en el Gobierno para presentarse a las elecciones de la CAM y dar paso a Yolanda Díaz

| M.C España

Fue uno de los movimientos políticos más inesperados de 2021 y que acabó por dinamitar Unidas Podemos: la renuncia de Pablo Iglesias a la vicepresidencia del Gobierno para ser candidato a las elecciones autonómicas del 4 de mayo de la Comunidad de Madrid. 

Ahora, el exlíder de Unidas Podemos publica su nuevo libro “Verdades a la cara”, en el que explica al detalle cómo fue que proceso y cómo se enteró su entorno de que iba a presentarse a unas elecciones que, de antemano, sabía que iba a perder. Una opción que no gustó a su círculo más próximo y que dejó algún “insulto” de Yolanda Díaz por el camino.

Según recoge el diario “El País”, Iglesias escribe en su libro que la decisión la tuvo clara después de una conversación con Irene Montero: "Irene me propuso presentarse ella. En ese momento lo vi: era absurdo que se presentara ella. Debía hacerlo yo, por muchas razones que empezaron a caer como una cascada en mi cabeza. Cuando se lo fui diciendo todos pusieron cara de “oh, dios mío”. Pero no tardaron mucho en rendirse ante la evidencia de que era lo correcto. Quizá el que más se opuso de todos fue Enrique Santiago. Pero no había otra alternativa, aunque la decisión suponía en la práctica dejar el liderazgo del espacio político”.

“En aquellas elecciones existía un riesgo real de quedarnos fuera de la Asamblea de Madrid y, en esas circunstancias, hacer la transición con Yolanda Díaz habría sido mucho más complicado. Si poníamos en marcha el proceso de relevo después de un eventual batacazo, todo se interpretaría como un intento de recomponer los muebles en una situación desesperada, cuando la decisión de que Yolanda tomara las riendas la tenía clara ya desde el verano anterior”, explica Iglesias. 

Una propuesta que no contaba con el visto bueno de la ministra de Trabajo, quien se enteró en el último momento de las intenciones del exvicepresidente del Gobierno: "En esas conversaciones en las que se terminó de tomar la decisión, que se resolvió en horas, no participó Yolanda Díaz. Para que saliera bien, sabía que no podía decírselo. De hecho, si se lo hubiera comunicado no me habría dejado hacerlo”.

Iglesias: "Le pedí (a Díaz) que viniera a comer a mi despacho. Entró y me dijo: “¡Qué cabrón eres, qué cabrón eres!”. Nos dimos un abrazo, comimos tranquilamente y planificamos algunas cosas”

“Tardó un tiempo en hacerse a la idea, pero hoy es evidente que Yolanda está radiante como vicepresidenta y líder del espacio. Se gusta y eso se ve, ha definido su propio estilo de figura independiente que puede ser muy útil para los objetivos de Unidas Podemos. (…) Creo que, en Podemos, acertamos haciendo así la transición”, subraya Iglesias. 

Sin embargo, al conocer la noticia, Díaz no se lo tomó excesivamente bien y llegó a “insultar” en confianza a Iglesias: “Yolanda se enteró a la vez que la mayoría de los españoles, el lunes 15 de marzo, con aquel vídeo en el que anuncié mi decisión y en el que pedí a todos “animar y apoyar a Yolanda para que, si lo decide y lo quiere la militancia, sea la candidata de Unidas Podemos en las próximas generales y la primera mujer presidenta. Ella estaba en ese momento en una reunión telemática con otros ministros europeos. Le pedí que viniera a comer a mi despacho. Entró y me dijo: “¡Qué cabrón eres, qué cabrón eres!”. Nos dimos un abrazo, comimos tranquilamente y planificamos algunas cosas”, ha revelado Iglesias.