| 20 de Enero de 2022 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
La UME, en uno de sus despliegues
La UME, en uno de sus despliegues

El Ejército se ofrece a encargarse de las vacunas para acabar con el parón

El Ministerio de Defensa filtra a la Cadena Ser la disposición de las Fuerzas Armadas y sugiere que la culpa es de las Comunidades por no habérselo pedido.

| Yolanda Lorenzo España

El Ejército está preparado y dispuesto a encargarse de la campaña de vacunación, que sufre un parón llamativo en España: solo se ha inoculado un 11% de las casi 800.000 dosis recibidas desde que el primer cargamento llegara al país y se anunciara el envió semanal de 350.000 dosis para inmunizar, de aquí a marzo, a unos 2.5 millones de ciudadanos.

Las Fuerzas Armadas se habrían ofrecido a través del Ministerio de Defensa, según la Cadena Ser, aunque no consta ningún ofrecimiento, propuesta  o instrucción en ese sentido del Gobierno, ni a través del presidente, Pedro Sánchez, ni de la titular de la cartera, Margarita Robles.

El contraste entre las cifras de España y de Israel, país donde sí se ha "militarizado" la campaña de vacunación, es abrumador: mientras aquí se han inoculado 80.000 dosis, en el país hebreo ya han recibido su vacuna un millón de personas.

 

El despliegue militar ya ha demostrado su eficacia en distintos momentos de la pandemia desde el pasado mes de marzo: desde tareas de limpieza y desinfección intensiva en residencias de mayores y espacios públicos hasta la movilización de más de 2.000 rastreadores del Ejército para localizar contagiados, aislarlos y romper o frenar la cadena de infecciones.

Solo en marzo, en un único fin de semana, las Fuerzas Armadas fueron capaces de desinfectar hasta 300 residencias de mayores, una actuación decisiva para contener la extensión del coronavirus que, de hecho, abrió un periodo de descenso de los contagios en su interior.

Israel ha vacunado a un millón de ciudadanos en el mismo tiempo en que España solo ha llegado a 80.000 personas

De hecho, ya han salido colectivos, como los sanitarios de las Islas Baleares, que han reclamado formalmente el reclutamiento de militares para acelerar la campaña de vacunación en unos momentos que empiezan a ser dramáticos.

Desde Nochevieja se han detectado 30.000 nuevos contagios y 241 muertos, con un panorama muy inquietante que empieza a extenderse por toda España:  siete Comunidades Autónomas superan los 300 casos por cada 100.000 habitantes, con dos de ellas, Extremadura y Baleares, por encima de los 500. Y en cinco de ellas la ocupación de las UCIS ya roza o supera el 30%. Cifras que evidencian cómo la tercera ola ya está aquí.