14 de Junio de 2021 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en una imagen de archivo
El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en una imagen de archivo

Sánchez felicita a la prensa mientras la señala con su 'Ministerio de la Verdad'

La Asociación Española de Editoriales de Publicaciones Periódicas se ha transformado en el Club Abierto de Editores y Sánchez se ha apresurado a felicitarla pese a sus vetos a la prensa.

| A. J. España

La relación entre el Gobierno y la prensa es cuanto menos tortuosa. Sánchez ha pasado de los vetos a los periodistas y a los filtros en las ruedas de prensa, durante el inicio de la pandemia, a dictar una orden ministerial por parte de Carmen Calvo que permite el control de los medios de comunicación con la excusa de evitar la difusión de informaciones falsas, y la parte morada del Gobierno ha iniciado campañas contra los periodistas más críticos. Pero mientras tanto, el presidente aprovecha para seguir con su marketing, felicitando a la Asociación Española de Editoriales de Publicaciones Periódicas por sus 20 años de vida.

Además, en el acto de refundación de la asociación, que se ha transformado en el Club Abierto de Editores (CLABE), ha dirigido un mensaje institucional exigiendo una "prensa responsable, que trabaje en pos de la verdad, de la igualdad, del conocimiento y la libertad".

 De hecho, ha vuelto a insistir en la misma coartada que le llevó a impulsar su llamado Ministerio de la Verdad, que establecerá qué son 'fake news', abriendo la puerta a la posibilidad de instaurar un único discurso que impida cuestionar al Gobierno. Así, Sánchez ha insistido en que "uno de los mayores retos a los que se enfrenta la democracia es la desinformación y tenemos la responsabilidad de ofrecer veracidad y honestidad. De mirar la realidad desde un compromiso real con la sociedad", ha asegurado.

Por ello, cree que la labor de CLABE es "encomiable por mantener la buena salud del periodismo español", aunque ahora, pretenda socavar uno de los principios básicos, que es la libertad de información y de prensa.

Así contralará el Gobierno la información

De hecho, gracias a la orden publicada en el BOE, el Gobierno impondrá una "metodología" para desenmascarar lo que, a su juicio, son "eventos desinformativos" y habrá organismos públicos dedicados de forma específica a liderar esta tarea controladora: el Consejo de Seguridad Nacional, en el que están presentes PSOE y Podemos; un Comité de Situación; la Secretaría de Estado de Comunicación, bajo el mando de Iván Redondo; otra denominada Comisión Permanente contra la Desinformación; y por último, "las autoridades públicas competentes".

Así, el Ejecutivo monitorizará la información y podrá solicitar la colaboración de los medios de comunicación, a los que controlará para "examinar" su "pluralismo", para perseguir la "difusión deliberada, a gran escala y sistemática de desinformación, que persiga influir en la sociedad con fines interesados y espurios".

De esta manera, el Gobierno, detectará y alertará de lo que considera "desinformación", para después realizar una evaluación de la misma por parte de los citados organismos y si se decide que es necesario, se adoptarán las medidas oportunas. Pero mientras todo esto se pone en marcha, el presidente del Gobierno se ha apresurado a felicitar a los editores de periódicos a través de las redes sociales, pero eso sí, ni siquiera ha sabido enlazar el mensaje a la cuenta oficial del club.