| 27 de Enero de 2023 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Investigación Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía Suscribirse
El lehendakari vasco Íñigo Urkullu junto a Pedro Sánchez
El lehendakari vasco Íñigo Urkullu junto a Pedro Sánchez

El PNV tiene a un condenado por corrupción como representante del Gobierno Vasco

El ejecutivo que preside Íñigo Urkullu con el PSE conserva al exnúmero 2 del PNV alavés, condenado a 13 años de cárcel, como gerente de una entidad y representante de Ajuria Enea

| E. M. España

No sólo en Andalucía, con la entrada en prisión de los ex consejeros condenados por el caso de los ERE -a la espera de lo que suceda con el ex presidente José Antonio Griñán-, o en Valencia con las últimas informaciones del caso Azud y la presunta financiación ilegal del PSPV, cuencen habas. En el País Vasco, donde muchas veces las noticias de corrupción no trascienden, ha saltado a la luz un caso que deja en mal lugar al gobierno del PNV con el PSE que preside el lehendakari Íñigo Urkullu.

En concreto, el exnúmero 2 del PNV alavés, Alfredo De Miguel, condenado a 13 años de cárcel por corrupción, sigue en el Gobierno Vasco como gerente de una entidad pesquera pública sin que el PNV le haya removido de su cargo tras su condena.

La cosa no queda ahí, ya que el condenado por corrupción no es que siga siendo gerente, sino es que además ha representado al Gobierno Vasco en los últimos meses en viajes oficiales y en foros del Ministerio, ha recogido premios y hasta en un rizar el rizo ha concedido una entrevista por “buenas prácticas” a la Unión Europea.

 

Entre sus competencias de Alfredo De Miguel se hallan las de gestionar ayudas públicas y la de recibir denuncias de posibles fraudes en el sector. Pese a la condena y a que el dirigente nacionalista sigue gestionando fondos públicos, desde el Gobierno de Íñigo Urkullu ponen como excusa que no puede despedirle mientras el Tribunal Supremo no ratifique la condena de la Audiencia de Álava.

Sin embargo, desde la oposición recuerdan que el convenio colectivo vigente en 2019 en la sociedad pública dependiente del Gobierno Vasco para la que trabaja Alfredo De Miguel contemplaba un posible despido en caso de penas de más de seis años de prisión por delitos económicos, por lo que consideran un pretexto lo de esperar a que el Supremo se pronuncie.

El presidente del PP vasco, Carlos Iturgaiz, ha denunciado "el escándalo" que supone que Alfredo de Miguel ejerza de gerente de una entidad pesquera del Gobierno Vasco y critica que el PNV "ofrece puertas giratorias a malversadores por el silencio oficial del delincuente condenado". "Ya se entiende claramente el interés del PNV en votar a favor de la nauseabunda ley sanchista que rebaja la pena a los malversadores. Urkullu rehabilita a corruptos", ha concluido Iturgaiz.