| 19 de Enero de 2022 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
Manifestación en contra de la reforma de la Ley de Seguridad Ciudadana
Manifestación en contra de la reforma de la Ley de Seguridad Ciudadana

Clamor en la calle de Policía y Guardia Civil contra Sánchez

Los sindicatos de la Policía y Guardia Civil consiguen movilizar a miles de personas para reclamar a Sánchez protección de los agentes en las calles

| Borja Cameselle España

Miles de personas venidas de todos los rincones de España se han sumado en Madrid a la manifestación en contra de la reforma de la Ley de Seguridad Ciudadana que “desprotege, criminaliza y cuestiona” a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado. Una reforma planteada por el Gobierno de coalición del PSOE y Unidas Podemos y que ha contado con el rechazo de los principales sindicatos y asociaciones policiales. 

Los convocantes han asegurado que han asistido a la manifestación unas 150.000 personas. Muy por encima de los 45.000 asistentes que preveía el Gobierno, según ha adelantado la Cadena SER este viernes. Queda por ver, todavía, las cifras que baraja la delegación del Gobierno en Madrid.

Unos manifestantes han abarrotado las calles de Madrid para exigir el fin de esa reforma legislativa en una movilización convocada por el principal sindicato policial, Jusapol. Se han sumado también otras organizaciones de policías nacionales, guardias civiles e incluso policías locales. 

La marcha ha ido desde la Puerta del Sol de Madrid hasta la sede del Ministerio del Interior "en unión al resto de sindicatos y asociaciones profesionales de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad de España”, según Jusapol. Los agentes han contado también con el respaldo de las principales fuerzas políticas constitucionalistas: Partido Popular, Vox y Ciudadanos. 

Una marcha que para el presidente de Jusapol, Miguel Gómez, se realiza "en unión al resto de sindicatos y asociaciones profesionales de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad de España". "Decimos no a esta reforma. La Ley hay que reformarla pero que no se pisoteen los derechos de los garantes de la seguridad. Esta reforma creemos que puede crear una inseguridad ciudadana", ha apuntado.

Que no se pisoteen los derechos de los garantes de la seguridad; Esta reforma puede crear una inseguridad ciudadana

En cuanto al apoyo de la oposición a la marcha, por parte del PP, la presidenta madrileña, Isabel Díaz Ayuso ha mostrado su respaldo a los agentes y ha exigido a Sánchez que recule y elimine la reforma para proteger a la Policía y Guardia Civil. “El gobierno quiere quitar herramientas a la Policía. Esta reforma trasladará a las calles lo que vemos en países como Cuba o Venezuela”, ha asegurado la popular. 

Frivolizan la imagen de los agentes. Deslegitiman la imagen de las instituciones”, ha insistido Ayuso quien también ha confirmado que no acudirá a la lectura del manifiesto al final de la manifestación porque tiene “otras tareas institucionales”. 

"Tengo una labor como presidenta de la Comunidad de Madrid y creo que es mejor atender a mis labores de representación institucional. Igual que no he visto bien cuando ministros han estado a la cabeza de manifestaciones por motivos políticos”, ha subrayado, por lo que no habrá foto entre Pablo Casado, quien ha estado este sábado en Castilla y León en un acto del PP regional, y Ayuso después de las tensiones vividas en el seno del partido por el control de la formación en Madrid.

En cuanto a Santiago Abascal, el presidente y líder de Vox ha destacado la lealtad de los agentes y ha denunciado también las políticas del Gobierno que desprotegen a los agentes. "Estamos aquí contra una ley aprobada por el Gobierno junto a todos los enemigos de España y del orden constitucional. Estamos en la calle junto a los más leales y más esforzados servidores de España. Ese el resumen perfecto de la situación que ahora enfrenta a España y por lo que estamos en las calles”, ha subrayado.

Mientras, la líder de Ciudadanos, Inés Arrimadas, ha denunciado el “sectarismo” de Sánchez señalando que el Gobierno protege a los delincuentes con esta reforma que “criminaliza” a los agentes. "Sánchez se está dejando llevar por sus socios, que lo que quieren es que la policía sea la mala siempre, se la desproteja y que se proteja a los delincuentes”, ha lamentado. 

Para Arrimadas, esta reforma responde en parte a los deseos de algunos de los socios a los que ahora Sánchez les debe su apoyo. "Los socios del Gobierno quieren atacar a la policía, ya que los dirigentes de Esquerra están condenados por delitos gravísimos, hay 26 dirigentes de Bildu condenados por delitos relacionados con el terrorismo y en Podemos no les caben los imputados y condenados”, ha recalcado.

El Gobierno ataca a la derecha y la acusa de “usar” a la Policía 

La portavoz del Gobierno, Isabel Rodríguez, ha acusado a la derecha de utilizar con fines electorales la manifestación de los miembros de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado en Madrid. “Los mismos que entonces recortaban nuestra libertad, hoy nos hablan de libertad. Y lo que es peor, hoy utilizan las movilizaciones para hacer un uso partidista de las mismas".

“Fue el Partido Popular el que recortó a la Policía y a la Guardia Civil en este país: 13.000 plazas menos mientras gobernaba Mariano Rajoy”, ha denunciado la socialista. "Derogaremos la Ley de Seguridad Ciudadana y lo haremos también protegiendo a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, garantizando el libre ejercicio de su responsabilidad.

Con ello están protegidos porque tendrán seguridad jurídica. Con esta reforma queda garantizada nuestra protección porque ellos tendrán garantizados medios, más recursos, más plazas y mejores garantías salariales", ha justificado Rodríguez.