| 18 de Septiembre de 2021 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
El Rey ha visitado este jueves el Mando de Operaciones que coordinó la evacuación de Afganistán.
El Rey ha visitado este jueves el Mando de Operaciones que coordinó la evacuación de Afganistán.

A Robles se le abre un frente: los militares protestarán en la calle por sueldo

Los miembros del Ejército se vuelven a sentir abandonados por el Gobierno pese a su elogiado papel en la Operación Balmis y en la evacuación de Afganistán. Quieren una nómina "justa".

| J.R.V España

Otra vez víctimas de las promesas incumplidas, los militares van a salir a la calle en reivindicación de unos "sueldos justos" equiparables a los de otros funcionarios de la administración pública.

Tres asociaciones profesionales de las Fuerzas Armadas han anunciado este jueves la convocatoria de una manifestación el próximo sábado 16 de octubre en defensa de unas retribuciones "justas" y "adecuadas al desempeño profesional".

AUME, ASFASPRO y ATME han decidido dar este paso después de meses denunciando que "las buenas palabras" que se dedican a los militares por sus actuaciones - y que redundan en una altísima valoración entre los ciudadanos, como constata un sondeo tras otro el CIS- no se traducen en unas nóminas adecuadas y similares a las de los miembros de otros cuerpos de seguridad, como la Policía o la Guardia Civil.

 

Según recuerdan estas asociaciones, los miembros de las FAS llevan los dos últimos años protagonizando las noticias por su actuación en todo tipo de crisis, como la lucha contra el coronavirus (Operación Balmis), los incendios, las nevadas, el asalto a las fronteras de Ceuta y Melilla o la evacuación de Afganistán.

 

Efectivos del Ejército que participaron en la operacion de evacuación de Afganistán.

 

Sin embargo, su "profesionalidad y buena formación" no se traduce en unas retribuciones adecuadas, según denuncian. "Unos ejércitos profesionales no pueden tratar a sus miembros como mera carne de cañón a la que se compensa con chapas y abalorios", avisan. E insisten en que las "buenas palabras" no sirven para pagar el recibo eléctrico ni la comida.

Esta "paupérrima" situación recuerdan que ha sido reconocida por todo el arco parlamentario e incluso por la ministra de Defensa, Margarita Robles, pero lamentan que esto no haya servido para atender sus demandas. Los últimos Presupuestos Generales del Estado incluyeron algunas mejoras que, para estas asociaciones, son solo "unas pocas migajas".

"Lamentablemente, se ha aprovechado la disciplina de los profesionales de las armas para mantenerles a la cola de las retribuciones públicas sin atender a sus demandas y sin modificar la situación", reprochan. Por ello, el 16 de octubre se dejarán ver para que se les escuche.