| 18 de Octubre de 2021 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
El Rey Felipe, Reina Letizia y Pedro Sánchez
El Rey Felipe, Reina Letizia y Pedro Sánchez

Gara humilla a las víctimas y dice que su Memorial es para blanquear a España

Los medios afines al entorno proetarra han vuelto a atacar a las víctimas del terrorismo despreciando el memorial inaugurado este martes por el Rey Felipe.

| L. S. España

Un medio afín a Bildu y al mundo proetarra, el diario Gara, ha puesto en el punto de mira el Memorial de Víctimas recién inaugurado. No representa a todas la víctimas, dicen, y aseguran, siguendo el discurso más habitual de la izquierda abertzale, con la que Sánchez pacta, que solo sirve para 'blanquear' los crímenes del Estado español.

El Centro Memorial de las Víctimas del Terrorismo se inauguró este martes, en una ceremonia presidida por el Rey Felipe VI y la Reina Letizia, acompañados por el  lehendakari, Iñigo Urkullu y el presidente del Gobierno Pedro Sánchez además del ministro del Interior, Fernando Grande- Marlaska, y la ministra de Educación y Formación Profesional, Isabel Celaá.

Felipe VI pronunció un alabado discurso en el que señaló que las Cortes Generales aprobaron en 2011 por unanimidad la Ley de Reconocimiento y Protección Integral a las Víctimas del Terrorismo. Dicha norma preveía la creación de un Centro Nacional para la Memoria de las Víctimas del Terrorismo con sede en el País Vasco, tal y como así ha sido.

El objetivo del centro es "preservar y difundir los valores democráticos y éticos que encarnan las víctimas del terrorismo, construir la memoria colectiva de las víctimas y concienciar al conjunto de la población para la defensa de la libertad y de los derechos humanos y contra el terrorismo". 

Sin embargo, para el diario Gara este memorial, que se abre siguendo un imperativo legal y para reconocimiento de los fallecidos y heridos, deja fuera a numerosas víctimas, las cuales no fueron a causa del terrorismo. Para el diario este homenaje responde a una segregación entre víctimas que para ellos resulta inaceptable desde el punto de vista ético y político.

Política antiterrorista 

Dudan de que el centro realmente quiera promover respeto por los derechos humanos y de convivencia y alude a que simplemente quieren hacer "política antiterrorista" con este Centro Memorial.

En su discurso para justificar la falta de víctimas que no tienen cabida dentro de víctimas por terrorismo, hablan de una violencia sufrida en Euskal Herria denominada  "violencia policial" la cual consideran dentro del marco antiterrorista y ahí nace su crítica.

Hablan de una impunidad por parte del Estado sobre la violencia política, creen que el memorial debería incluir a todas las víctimas las cuales se ha violado sus derechos humanos. No diferenciar entre las que han muerto por organizaciones criminales y las que no, que esta forma de gestionar el memorial en realidad es una forma de blanquear a España, es blanquear según ellos, la violencia policial.  

El Gobierno Vasco se pone de perfil

Sin embargo, esta visión del memorial también es compartida en cierto modo por el propio Gobierno Vasco, que se ha mostrado tibio en sus declaraciones. Según su portavoz, Josu Erkoreka, es una iniciativa del Gobierno central y que su objetivo no es ofrecer "un enfoque integral" sobre la memoria y las víctimas, sino "recoger una realidad sobre las víctimas del terrorismo".

En una entrevista concedida a Euskadi Irratia, ha reconocido que "ha habido discrepancias" al respecto, porque el Gobierno Vasco prefiere "planteamientos más amplios" en la cuestión de la memoria, aunque también ha recordado que ésta no es la única iniciativa del Gobierno central en materia de memoria, ya que tiene "otras iniciativas complementarias".

"El objetivo de este iniciativa, teniendo en cuenta su origen, no es ofrecer un enfoque integral sobre la memoria o las víctimas, sino recoger una realidad sobre las víctimas del terrorismo. Eso no significa que no haya habido otros campos que la memoria debe tener en consideración y que requieren de políticas públicas especiales, y eso el Gobierno central no lo niega, porque tiene otras iniciativas en marcha", ha explicado.