| 26 de Enero de 2023 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Investigación Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía Suscribirse
Margarita Robles pasando revista a un grupo de militares del Ejército.
Margarita Robles pasando revista a un grupo de militares del Ejército.

Suboficiales dan un portazo a Defensa enfadados con Robles por "intransigente"

Serio "encontronazo" entre la asociación militar durante una reunión del Consejo de Personal de las Fuerzas Armadas. Indignados por su "discriminación".

| ESdiario España

Entre los deberes pendientes que va a encontrar sobre su mesa el próximo ministro de Defensa, o la propia Margarita Robles si sigue en el cargo, hay dos a los que va a tener que dedicarle atención prioritaria: el de los soldados mayores de 45 años que se ven obligados a abandonar las Fuerzas Armadas, y del colectivo de suboficiales, que arrastran una vieja reivindicación: se sienten discriminados respecto a otras escalas del Ejército.

El enfado, que raya la indignación, ha tenido este jueves una prueba palpable: el encontronazo -portazo incluido- en la propia sede del Ministerio de Defensa. La Asociación de Suboficiales de las Fuerzas Armadas (ASFASPRO) abandonó una reunión con el Ministerio ante la "discriminación" que a su juicio sufre esta escala de militares en materias de promoción interna o formación.

Ese encontronazo ha tenido lugar durante una reunión del Consejo de Personal de las Fuerzas Armadas, que sirve de punto de encuentro entre la dirección del Ministerio y las asociaciones profesionales de militares.

ASFASPRO denuncia la "intransigencia del Ministerio de Defensa en dignificar al suboficial negándose a mejorar su carrera y dificultando su promoción interna a oficial". Según sus datos, menos del uno por ciento de un colectivo de 28.000 suboficiales ha conseguido promocionar en los últimos nueve años; mientras que en el caso de la Policía Nacional el porcentaje se sitúa en 26 por ciento y en el 11 por ciento en la Guardia Civil.