| 04 de Diciembre de 2021 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía

Moussaka griega, lujosamente cremosa

Todo un clásico de la gastronomía helena con el que quedarás de cine

Al igual que ocurre con muchas de nuestras recetas mas tradicionales, seguramente, cada familia griega tenga su propia versión de moussaka. Lo cierto es que es uno de los platos más representativos y reconocidos de su sabrosa gastronomía, que consiste en una irresistible cazuela de horno preparada con capas de berenjena, carne, patata y bechamel densa.

Su esencia radica en tres puntos clave: un relleno de carne de cordero o de ternera, según los gustos de cada uno, salteado con verduras, especias y vino que ha de quedar extra jugoso. A eso hay que añadirle una buena capa de bechamel densa que debe llevar un añadido de queso de oveja curado rallado y la emblemática berenjena con su sabor suave, térreo y ligeramente amargo, y ya tenemos sus tres señas de identidad.

La moussaka es una opción reconfortante y abundante que sirve de plato único y que se puede preparar en su versión vegana o vegetariana, sustituyendo la carne por lentejas hervidas y haciendo una bechamel en la que se reemplaza la leche de vaca por leche de avena.

 

Dificultad: Baja

Tiempo de preparación: 40 minutos

 

Ingredientes para 6 personas

¾ de kilo de carne de cordero picada o carne de ternera

500 g de salsa bechamel espesa

200 g de salsa de tomate 

2 cucharadas de crema agria

3 berenjenas

3 patatas

2 tomates

1 cebolla

4 dientes de ajo

1/2 vaso de vino blanco

2 cdtas de tomillo fresco o en especia

1/8 de cdta de canela

Queso de oveja curado

aceite de oliva

sal

pimienta

 

Elaboración:

precalienta el horno a 180º

1.- Con ayuda de una mandolina o de un cuchillo afilado corta en rodajas gruesas de un centímetro la berenjena lavada con su piel y las patatas peladas.  Engrasa una bandeja de horno, colócalas, sazona e introduce en el horno durante 20-25 minutos.

 

2.- Para preparar la carne, calienta una fina base de aceite de oliva en una sartén grande y rehoga suavemente la cebolla cortada en dados junto a los ajos laminados. Cuando los dos ingredientes comiencen a ablandarse añade los tomates cortados, salpimienta al gusto y remueve durante un par de minutos.

 

3.- Incorpora la carne, dale varias vueltas para que quede perfectamente desmenuzada, y añade un poco de pimienta, el tomillo, la canela y el vino. Revuelve constantemente hasta que quede suelta, bien frita y el alcohol del vino haya desaparecido.

 

4.- Agrega la salsa de tomate, mezcla para integrar y deja reposar a fuego lento durante 8-10 minutos, removiendo de vez en cuando.

 

5.- En los últimos minutos añade la crema agria, remueve, prueba, rectifica la sazón y deja reposar diez minutos.

 

6.- En una bandeja de horno cubre el fondo con un poco de bechamel y extiende las patatas. Después una capa gruesa de carne y seguido una doble de berenjena.

 

 7.- Cubre todo con la bechamel y un poco de queso de oveja curado rallado y al horno a 180º durante 15 minutos.

 

Una vez obtengas una deliciosa capa dorada, preséntala con un poco de tomillo o de orégano fresco.