| 06 de Febrero de 2023 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Investigación Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía Suscribirse
Alberto Chicote, en uno de los momentos de "Pesadilla en la cocina" de este jueves.
Alberto Chicote, en uno de los momentos de "Pesadilla en la cocina" de este jueves.

Un futbolista del Betis "sorprende" a Chicote y la "pesadilla" es para La Sexta

"Pesadilla en la cocina" sigue su curso con la intención de continuar ayudando a los establecimientos que lo necesitan, aunque tenga que enfrentarse a cocineros explosivos y buscar ayuda.

| Rocío Díaz Medios

Pesadilla en la cocina sigue su curso con una nueva entrega de su recién estrenada temporada. En esta ocasión, el programa que presenta Alberto Chicote se metía en la cocina de El Palomo, un restaurante autoservicio donde cada comensal tiene que apuntar sus propias comandas. Pero, no solo lo anticuado del establecimiento llamó la atención del chef de La Sexta, sino que, además, tenía "más mierda que el palo de un gallinero", aseguraba. 

Pero, precisamente, para eso está el formato, para echar una mano en todo lo posible a los dueños, en esta caso Antonio, y poder sacar a flote el negocio. Sin embargo, esto parecía costar bastante, ya que el chef se topó con el mal genio del cocinero de El PalomoJesús, con quien tuvo varios encontronazos. El último desembocó en una monumental bronca con ataque de ansiedad del dueño incluido: "¡Yo no me merezco nada de esto!", gritaba. 

 

El Betis acude al rescate de El Palomo

Las nuevas directrices de Alberto Chicote a El Palomo no sentaron nada bien al personal, originando varios momentos de tensión. Además, se pudo comprobar que allí nadie del personal estaba listo para coger las riendas del restaurante. A esto, se sumaba que las quejas de los clientes no paraban de llegar. Podríamos decir que no era el mejor momento de este negocio, ni de Pesadilla en la cocina, pues la audiencia de esta segunda entrega se alejaba (bastante) con respecto a la primera: 665.000 espectadores de media y 5,8% de cuota de pantalla. 

 

 

La tensión y las nuevas directrices del chef madrileño provocaron varios altercados, uno de ellos protagonizado por Jesús, el cocinero, que llegó a perder los nervios con Alberto Chicote: "¡Que te calles, que no tengo nada que hablar contigo, que te vayas a chuparla por ahí ya!", le gritó al presentador de La Sexta. El cocinero de El Palomo seguía con su intento de explicarle al madrileño  el problema que había tenido y le soltó que no tenía educación mientras le señalaba con el dedo. Pero la cosa fue a más cuando intentó echarle de la cocina, a lo que ya Chicote tuvo que responder: "Perdóname, si alguien me tiene que sacar de la cocina es este señor", señalando a Antonio, el dueño del negocio, quien tras la discusión se vino abajo y terminó llorando.

 

 

Finalmente, como suele ocurrir en Pesadilla en la cocina, todas estas desavenencias se resolvieron, contando incluso con una sorpresa. Tras los baches sufridos en la reapertura de El Palomo, sus dueños fueron "recompensados" con un momento único: Capi, mítico futbolista del Betis, visitó la taberna para probar sus nuevos platos: "Enhorabuena a todo el mundo porque ha ido fenomenal". Asimismo, este mítico jugador le regaló a Antonio y Lorenzo un objeto mu especial: "Espero que te dé suerte para que esto siga funcionando".