| 19 de Octubre de 2021 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
Toñi Moreno, de nuevo convertida en apagafuegos dentro de Mediaset.
Toñi Moreno, de nuevo convertida en apagafuegos dentro de Mediaset.

El tiempo y el buen hacer de Toñi Moreno la ponen en su sitio

Esta noche se estrena en el prime time de Telecinco con Viva el verano y una entrevista en exclusiva con José Ortega Cano.

| Milagros Martín-Lunas Medios

 

 

El tiempo pone a cada uno en su sitio. Dicen que sólo hay que tener paciencia, en ocasiones mucha paciencia. La misma que ha tenido Toñi Moreno que, gracias a su buen hacer, a su frescura y a su naturalidad, ha pasado de ser la eterna sustituta al prime time de Mediaset. Este viernes estrena Viva el verano, una especie de spin off de Viva la vida que aterriza en Telecinco con la intención de resucitar la mermada audiencia de los viernes noche con las reposiciones del Deluxe.

Los números de agosto andan muy ceñidos en las dos grandes cadenas privadas. Mediaset mantiene el primer puesto del podio, pero con solo 4 décimas de ventaja sobre Antena 3 (13.2% frente 12.8%). A 20 de agosto, Vasile envía de nuevo a Toñi Moreno para achicar agua. Algo que ya hizo hace años cuando la levantó del merecido sofá titular de Viva la vida (que le pertenecía por derecho por trabajo, por implicación y por esfuerzo a la presentadora catalana de espíritu andaluz) para sentarla en las escaleras de MHYV con excusas tan nimias como subir la media de edad de los espectadores. Un programa cuya crónica de muerte ya estaba anunciada.

Toñi Moreno recoge con displina cuasi militar el testigo que le otorgan desde las alturas

"Estoy en un momento de cambio. Estoy en un equipo de fútbol, Mediaset, y de repente el entrenador ha decidido que me siente en el banquillo y que sale Messi a jugar, porque Jesús Vázquez es Messi. A mí no me queda más que entrenar muchísimo para que me vuelvan a sacar y tener una actitud positiva, tirar pa’lante", declaró una obediente Toñi Moreno cuando se enteró que iba a ser sustituida por Jesús Vázquez en MHYV.

De nuevo Toñi Moreno recoge con disciplina cuasi militar el testigo que le otorgan desde las alturas y se pone al frente de un programa para levantar la audiencia perdida. Se lo ha ganado a pulso, porque después de soportar con una sonrisa estoica dos injustas defenestraciones, la presentadora ha mantenido viva su relación con Mediaset. Nobleza obliga. Ha colaborado con programas como Supervivientes, La casa fuerte, La última cena, entre otros, y parece que tiene pendiente su participación en Los miedos de cuyo estreno está previsto en Cuatro.



El estreno de Viva el verano (pasado ya el ecuador de la estación de la canícula) se anuncia a bombo y platillo en todos los programas de la cadena de la margarita con la entrevista en exclusiva de José Ortega Cano. Un morlaco cómodo de torear para esta presentadora que posee la virtud de sentar en el sofá a sus invitados y hacer que se olviden de las cámaras, porque ella misma también se olvida de la escaleta y conversa con ellos como si estuvieran sentados en el sofá de su casa.

Toñi Moreno seduce al público sin modelitos ajustados ni 10 centímetros de tacón

Ella habla, sonríe a la cámara y pregunta sin parapetarse, sin ponerse por escudo una cartulina con las preguntas. Toñi Moreno seduce al público sin enfundarse en modelitos ajustados cual fueran su segunda piel y sin la necesidad tener que encaramarse a 10 centímetros de tacón. Me confieso fan, muy fan de sus zapatillas. Más como ella por favor. Subirse a un tacón no te convierte en periodista, ni es condición sine qua non.

Entiendo que Viva el verano se presenta como la sombra alargada de su hermano mayor. La cadena especifica que "se trata de una versión de Viva la vida, un divertido programa en el que las entrevistas y las últimas horas del corazón nos ayudarán a sobrellevar las altas temperaturas veraniegas". 

La impotencia se apodera de mí al intuir que personajes tan deplorables como José Antonio Avilés puedan tener una ventana más para farolear



Lamentablemente, con esta presentación entiendo que repetirán estructura de programa y, por supuesto, colaboradores. La impotencia se apodera de mí al intuir que personajes tan deplorables como José Antonio Avilés puedan tener una ventana más para farolear, sobre todo cuando ahí fuera hay muchos profesionales en paro con mayor formación que él y capaces de hacer lo que él hace sin tirar de imaginación.

José Antonio Avilés ha sido capaz de sacar lo peor de Toñi Moreno

Este supuesto personajillo del corazón, que ha llegado a los platós gracias a las mentiras y que mantiene su silla a base de ser un maleducado, un gritón, un faltón, e irrespetuoso con sus compañeros, ha sido capaz de sacar lo peor de la presentadora. Por la red pululan sus innumerables enfrentamientos, sus salidas de tiesto y sus amagos de abandono. ¡Qué se le va a hacer! Es lo único que sabe hace para pegar el final de su espalda a la silla de Viva la vida.


Personalmente su presencia es la responsable de que en mi casa el programa esté vetado en invierno. En verano, en cuanto aterriza Toñi Moreno, abrimos la veda y nos solidarizamos con ella al ver cómo el cornúpeta intenta empitonarla con su bulimia televisiva.

Me regocija ver cómo la presentadora le da un quiebro parándole los pies al cabestro que siempre pincha en hueso. Ilusa de mí, siempre fantaseo con que la presentadora remata la faena, que sale por la puerta grande tras darle una estocada mortal al tiempo el marrajo se queda para el arrastre y para el olvido televisivo. Suerte y al toro, compañera.