16 de Abril de 2021 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía M. Ambiente ESdiario TV Mundo C. Valenciana Vanidad
Carlos Herrera

El conmovedor mensaje de esperanza de Carlos Herrera en los días más negros

El locutor comienza la semana más negra y con las cifras más siniestras lanzando un alegato impactante para animar a los ciudadanos confinados. Es el siguiente.

| Yolanda Lorenzo Medios

El locutor arranca la semana con peores previsiones del Gobierno, tras un durísimo fin de semana de epidemia, con un alegato a favor de la esperanza que ha conmocionado a la audiencia, sin ahorrarse críticas ni cifras siniestras pero ahondando en los avances que la lucha contra el coronavirus va a experimentar.

Su célebre monólogo de las 7 comenzó  con un baño de realidad: "Todo indica que, cuando termine el periodo vigente de confinamiento, llegará otro de quince días más y luego otro de otros quince. Es una prueba dura que, sin embargo, nadie discute. El consenso político es casi absoluto al menos en esto y así debe ser: mientras no haya antivíricos eficaces y no se descubra la vacuna, es el único método eficaz para frenar al virus".

Para a continuación extender un mensaje de cierta tranquilidad: "Hay que quedarse en casa, nadie debe ponerse nervioso y todo el mundo debe recordar el ejemplo de China: allí ha funcionado, y ésa es la luz para todos al final del túnel".

 

Y no se ahorró reconocer la cruda realidad: "Las crueles cifras de este fin de semana y las que veremos toda esta semana pueden hacernos dudar de la eficacia del aislamiento, pero no tienen que dudar ustedes: ahora estamos viendo los efectos del contagio de hace dos semanas, cuando hacíamos vida normal y se jaleaban incluso las aglomeraciones masivas de gente en manifestaciones y eventos deportivos".

Los avances

Para proseguir: "La que viene, por tanto, empezaremos probablemente a ver los beneficios de ese confinamiento. Y a la otra, percibiremos las mejoras de las novedades anunciadas este fin de semana: al cierre de fronteras terrestres se le añade las marítimas y aéreas, una mayor presencia del Ejército y la intervención de las residencias de mayores".

Con una conclusión algo más balsámica: "Vale, llega algo tarde, pero llega. Tengan esperanza, que de esto se sale: China ha tenido un único contagio local en los últimos cinco días y, aunque no lo veamos, el mundo entero trabaja en lograr un antídoto médico eficaz. Tampoco duden de que lo tendremos".