| 02 de Febrero de 2023 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Investigación Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía M. Ambiente ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía Suscribirse
La concejala del PP, Rosa Marín
La concejala del PP, Rosa Marín

El PP de la Pobla se compromete a “aumentar la plantilla de Policía Local”

La concejala Rosana Marín denuncia que el gobierno municipal aumenta gastos de personal y salarios pero no cumple la ley teniendo el mínimo exigible de policías locales

| V. G. Municipios

La concejal del Partido Popular en el Ayuntamiento de la Pobla de Vallbona, Rosana Marín, ha denunciado que el gobierno municipal de Josep Vicent Garcia i Tamarit, de Compromís con PSOE, CUPO y un edil no adscrito “ha duplicado desde 2015 el gasto en personal, pero esto no se ha traducido en una mejora de servicios para los poblanos como la Policía Local, por eso nuestro compromiso es que si gobernamos aumentaremos la plantilla”.

Rosana Marín realiza esta valoración tras comprobar que los Presupuestos Municipales de 2023 vuelven a destinar el 50% de los mismos a gasto de personal, indicando que “en siete años sólo gastan y gastan más en este apartado mientras hay plazas que no se cubren o hacen falta más policías locales ante el incremento de la inseguridad y de los delitos”.

“Con datos en las manos, hemos pasado de 6.383.325 euros en gasto de personal en 2025 a los 11.234.943 previstos para 2023… Pero las críticas de los vecinos no dejan de crecer, faltan auxiliares que puedan atender las llamadas de los vecinos, nunca hay citas previas telemáticas en algunos departamentos, no llegamos al número mínimo de policías locales… y esto no es por la eficacia de los funcionarios, que hacen todo el trabajo que pueden, sino por la mala gestión de este gobierno.” explica la concejal del PP.

 

“¿A dónde van todos esos incrementos de personal? Porque lo que sí sabemos es que el gobierno Josep Vicent Garcia i Tamarit es el que más concejales y asesores cobrando tiene de la historia de la Pobla de Vallbona y nos cuesta un riñón a los poblanos de nuestro bolsillo”, se pregunta Rosana Marín, a lo que añade que “para ponerse el sueldo, el alcalde dice que cumple la ley, pero sin embargo para garantizar una plantilla mínima de Policía Local, para eso no tienen tanta observancia de la ley”. 

Rosana Marín ha indicado que “el gobierno municipal ha amortizado cinco plazas de peón de la brigada de obras, por lo que más dinero no repercute en el servicio” a lo que añade que “el caso más escandaloso es el de la Policía Local, donde la Pobla de Vallbona tiene 49 agentes con 11 de las plazas vacantes, mientras municipios similares como Riba-roja tiene 68 policías y Bétera 57 agentes. Deberíamos tener al menos de 50 a 100 policías locales según la propia Ley de Coordinación de la Policía Local de la Comunitat Valenciana”.

La concejala popular ha indicado que “el compromiso del PP de que si gobernamos en mayo de 2023 una de las medidas que adoptaremos será aumentar la plantilla de Policía Local y reorganizar los departamentos para ofrecer a los poblanos una mejor atención”.

Asimismo, Rosana Marín ha denunciado “la falta total de planificación en la política de personal, que parece más bien basada en subirle el sueldo a las personas que ellos quieren sin seguir ningún criterio. Por ejemplo, el inspector jefe de la Policía Local, que pasará a costarnos a los poblanos 77.000 euros, mientras que a los auxiliares, subalternos, brigadas de obra y administrativos no se les sube”

“Esta falta de adecuación salarial ha provocado que el Ayuntamiento de la Pobla de Vallbona tenga una fuga de funcionarios a otras administraciones como otros ayuntamientos de la comarca pues en estos últimos 4 años se han firmado varias comisiones de servicio, sin contar la renuncia de trabajadores a trabajar en nuestro Ayuntamiento, y encima desde el gobierno municipal dicen que no pasa nada, que es bueno cambia de trabajo”, ha continuado Rosana Marín.

La concejala del PP ha terminado insistiendo en que “los Presupuestos Municipales presentados por Josep Vicent Garcia i Tamarit y su gobierno para 2023 huelen a fin de ciclo, con promesas que se repiten una y otra vez como la piscina de verano, pero que luego no ejecutan, como demuestra que el 65% de las inversiones de 2021 no se han ejecutado. No queremos más tomaduras de pelo, queremos un cambio de rumbo que el PP garantiza en mayo del próximo año”.