| 20 de Enero de 2022 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía M. Ambiente ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía

Condenado por tratar de quemar un bar en Paiporta tras negarle una consumición

El juzgado sentencia al acusado a dos años y medio de cárcel y a pagar una indemnización de 1.200 euros

| Redacción Comarcas Municipios

Dos años y medio de cárcel y 1.200 euros de indemnización. Esta ha sido la condena al hombre que trató de prender fuego a un bar de Paiporta en el que le negaron una consumición. Los hechos se remontan a julio de 2020, cuando la dueña del establecimiento se negó a servirle más consumiciones.

El Tribunal relata que, ante esta negativa y "con la intención de amedrentar" a la víctima, el hombre respondió de forma insistente que iba a comprar gasolina y quemar el bar, que abandonó poco después.

Quince minutos más tarde, regresó con una garrafa llena de gasolina que vertió en el suelo y en la barra del local, "sin importarle la vida e integridad física de la dueña del bar, las personas que consumían en el interior del local, y los moradores del edificio", precisan los magistrados en el relato de hechos probados de la resolución.

El vertido del combustible provocó que los clientes huyeran tanto del interior como de la terraza del bar, situado en el bajo de un edificio residencial. A continuación, el condenado sacó un mechero y, cuando se disponía a encenderlo, un hombre se abalanzó sobre él, se lo arrebató e impidió que provocara el incendio. La condena ha sido por un delito de incendio con riesgo para la vida e integridad física de las personas en grado de tentativa.

Por estos hechos, la Sección Quinta de la Audiencia Provincial de Valencia lo ha condenado a dos años y medio, sentencia, dictada después de que acusación y defensa alcanzaran un acuerdo de conformidad y el condenado reconociera los hechos. Además, se le prohíbe acercarse a menos de 200 metros de la propietaria del bar, con la que discutió con anterioridad al suceso, y deberá indemnizarla con 1.200 euros.

Se trata del importe en el que se han valorado los trabajos de limpieza del local, las pérdidas económicas por mantenerlo cerrado durante una noche y los daños morales que sufrió a consecuencia de los hechos, según ha informado el Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana.