27 de Julio de 2021 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
Irene Montero
Irene Montero

El polémico mensaje de Irene Montero y su colaboradora sobre jueces y violencia

La ministra de Igualdad da por válido un brutal mensaje de su directora del Instituto de las Mujeres contra la justicia española en un caso muy delicado.

| Mr. Meme Opinión

La sensación de que Irene Montero ha salido reforzada de la crisis de Gobierno de Pedro Sánchez es unánime: se ha quitado a su principal rival, la vicepresidenta Carmen Calvo; ha mantenido en su sitio a todos los ministros de Podemos y ahora podrá presumir lo que quiera de las dos leyes que más le gustan, en fase de anteproyecto.

Las polémicas Ley Trans y Ley de Libertad Sexual, dos engendros ideológicos que, en nombre de causas razonables, perpetran estropicios de enorme envergadura, son entrometidas en la intimidad más profunda, derriban garantías procesales elementales en un Estado de Derecho y trivializan el papel de la mujer, permitiendo que lo sea cualquiera que vaya al Registro y se cambie de sexo en cinco minutos.

 

Del delirio que impulsa semejantes adefesios, y del nivel general de las colaboradoras de la Ministra de Igualdad, da cuenta un insólito mensaje de una de ellas, Toni Morillas, a la sazón directora del Instituto de las Mujeres, el nuevo nombre que Montero le puso a un departamento dirigido antes por Beatriz Gimeno, aquella impagable "feminista" que repudiaba la heterosexualidad hasta el punto de pedir públicamente que los hombres se dejaran penetrar. Ojo al tuit de la sucesora:

 

 

O sea, que para este cargo público, con sueldo oneroso a costa del contribuyente, Juana Rivas es víctima de la "violencia institucional" inducida por la Justicia española... y no del delito de secuestro que cometió quedándose con sus hijos entre denuncias falsas, perfectamente documentadas, contra su padre.

Contra los jueces de España

Si ya resulta escandaloso que Morillas profiera semejante barbaridad, muy contraproducente por cierto para que Rivas consiga la indulgencia que como arrepentida quizá pudiera obtener; que toda una ministra lo suscriba con un "Me gusta" alcanza el paroxismo y plantea una pregunta: ¿Se puede formar parte del Gobierno de España pensando así de un poder del Estado?

No debería hacer falta recordar que las mujeres son mayoría en el Poder Judicial de 15 de las 17 Comunidades Autónomas, pues eso equivaldría a reconocer que los hombres con toga, por serlo, dictan sentencias por razones de género y no de Código Penal. Pero ahí queda el dato para evidenciar que, hasta en eso, o no se lo saben o no se lo quieren saber. Y obtienen respuestas como ésta, válida para resumir la merecida réplica general a semejante abuso: