| 18 de Mayo de 2022 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Investigación Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
Pedro Sánchez este lunes en un acto empresarial.
Pedro Sánchez este lunes en un acto empresarial.

España 2050

Ahora Sánchez y Redondo se dedican a vestir de éxitos propios un conjunto de informes, gráficos y encuestas que más que cambiar el futuro del país viene a pintarnos "pantanos en el aire".

| Liusivaya Opinión

 

¿Ya lo habéis visto? Seguro que sí. ¿Qué tal las emociones? Seguramente muchas y variadas. Aún tengo pendiente grabar un vídeo sobre el tema porque ya solo con el título mi imaginación vuela pero de qué manera y ese sarcasmo que a veces tanto me caracteriza se apodera de mi mente de forma casi abusiva.

Sí, Iván Redondo lo ha vuelto a hacer: el presidente del Gobierno acaba de anunciar "España 2050", el nuevo plan-estrella a largo plazo que nos sacará de la ruina en la que probablemente nos meta su propia aplicación si es que en algún momento se llega a producir tal dudoso suceso. Se cerró el círculo, bienvenidos al socialismo.

 

Bromas aparte parece ciertamente asombrosa la inexplicable pasión de este Gobierno por los planes a largo plazo. ¿Casualidad? ¿O sencillamente la plena consciencia del hecho de que cuanto más a largo plazo sea el plan menores serán las probabilidades de que le toque aplicarlo?

En la carrera de ciencias políticas en infinidad de ocasiones todos los estudiantes nos hemos enfrentado al eterno debate de los pros y los contras de todo tipo de regímenes políticos. Sí, una vez abandonado el sectarismo podemos decir con total seguridad que todo régimen político tiene tanto pros como contras. Os pongo un ejemplo. Uno muy manido, pero no por ello menos ilustrativo.

La desventaja de la democracia

¿Sabéis por qué en España no se construyen pantanos desde la época de Franco? Porque su construcción es un proyecto tan a largo plazo que ningún gobierno quiere tomarse la molestia de empezar algo que probablemente no le toque inaugurar.

Una de las principales desventajas de la democracia es precisamente esa: que los políticos necesitan éxitos cercanos en el tiempo que vender a la ciudadanía para resultar reelegidos o beneficiar sus correspondientes partidos y la política por lo tanto se vuelve enormemente cortoplacista.

No hace falta que diga que aún con todo ello lo lógico en nuestros tiempos es considerar la democracia si no el mejor, al menos el menos malo de los sistemas de organización social. Pero lo curioso en este caso no es eso, sino el hecho de cómo el sanchismo está dándole la vuelta a esa regla a base de vestir de éxitos propios un conjunto de informes, gráficos y encuestas que más que cambiar el futuro del país viene a pintarnos "pantanos en el aire". Eso sí, muy a largo plazo.

No había nada bueno que vender, así que, hablando mal y pronto, han encargado a 100 eminencias en diversos campos una falacia que tape las vergüenzas del Gobierno. Eso sí, con los gráficos incluidos. Supongo que todos sabemos muy bien que lo que ponga en esos informes difícilmente vayan a aplicarlo los que sucedan a Sánchez, pues tendrán otras prioridades y con suerte hasta otro punto de vista al respecto.

Pero, mira, si al presidente le hace tanta ilusión, que pinte y coloree su España del 2050. Y a ver si así se le olvida asfixiarnos a impuestos que, por cierto, contrariamente a lo prometido por el Partido Socialista en campaña electoral, no han hecho más que subir.