| 22 de Mayo de 2022 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Investigación Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
La vicepresidenta segunda y ministra de Trabajo, Yolanda Díaz
La vicepresidenta segunda y ministra de Trabajo, Yolanda Díaz

Aterriza como puedas

Estamos en las puertas de un proceso electoral, esta vez en Andalucía, y la plataforma de Yolanda Díaz tampoco parece que haya empezado con buen pie.

| Fernando de Rosa Opinión

Fernando_de_Rosa_1

“Aterriza como puedas” es una comedia norteamericana estrenada en España en 1980 con un gran éxito, dicha película, cuando fue llevada a las pantallas cinematográficas en Hispanoamérica, recibió el nombre de “Y ¿dónde está el piloto?”. Ambas denominaciones parece que están pensadas en el proyecto político de Yolanda Díaz, flamante vicepresidenta del gobierno de España, y relevante militante del partido comunista.

Últimamente conocemos que su actividad política de centra en la creación de una  plataforma de toda la izquierda radical española. Esta confluencia de partidos parece que despegó cuando Yolanda Díaz anunció a “bombo y platillo” que empezaba una ronda de visitas por España utilizando un método que autodenominó de “escucha”.

Con el tiempo hemos podido comprobar que sabemos cuándo comenzó su andadura, lo que no vemos es cuándo va a aterrizar.

Actualmente su propuesta está en fase de aterrizar de la “manera que se pueda” como en la película referida. Pero muchos pensamos que, a lo mejor, al proyecto de Yolanda le va mejor la denominación hispanoamericana de preguntarnos dónde está el piloto de toda esta “movida” política.

Desde que la vicepresidenta anunciara su plataforma de convergencia “amplia” de partidos se han producido diversos hitos que han revelado que estamos ante un proyecto “gafado”. En un primer momento se organizó un acto en Valencia en el que se presentaba como un diálogo de mujeres con “perspectiva de género”. En dicha reunión estaban Mónica Oltra, Yolanda Díaz, Ada Colau, Mónica García y Fátima Hamed.

Oltra y Colau, con problemas judiciales

De todas estas “otras políticas”, como se autodenominaron, dos de ellas se encuentran con graves problemas judiciales. La vicepresidenta valenciana está enredada en un turbio asunto de ocultación de agresiones sexuales y la alcaldesa de Barcelona está ya camino de un juicio por favorecer con dinero público a sus amigos. No sé si la historia continuará como en la novela “diez negritos”, en la que iban cayendo uno a uno los protagonistas.

Tras este acto su política de escucha quedó en suspenso tras el fracaso total del espacio de la extrema izquierda en Castilla y León, en cuyas elecciones autonómicas la confluencia de Podemos e Izquierda Unida solo logró un escaño, teniendo  menos votos que los obtenidos por ambas formaciones por separado.

Actualmente estamos en las puertas de otro proceso electoral, esta vez en Andalucía, y esta plataforma tampoco parece que haya empezado con buen pie. A pesar de que la propia Yolanda Díaz se  ha involucrado totalmente para convencer a las partes forzando una foto de unidad en el recinto ferial sevillano, se ha encontrado con que su proyecto  ha sido rechazado por la Junta electoral por la metedura de pata de Podemos y de Alianza Verde que llegaron tarde al registro oficial.

Yolanda Díaz no ha sabido hacer despegar su proyecto, y sabe menos hacerlo aterrizar, para regocijo de Pedro Sánchez que está feliz pensando que puede heredar los votos de Podemos

Este desbarajuste andaluz pone de manifiesto que la piloto de esta plataforma es un desastre, a pesar del esfuerzo de la prensa de izquierda de presentarla como una gran promesa de la izquierda española e incluso con influencia en la izquierda hispanoamericana.

Yolanda Díaz no ha sabido hacer despegar su proyecto, y sabe menos hacerlo aterrizar, para regocijo de Pedro Sánchez que está feliz pensando que puede heredar los votos de Podemos e incluso albergar en sus listas a su vicepresidenta, tras el derrumbe de la plataforma en Andalucía.

Algún día sabremos si Yolanda Díaz está trabajando para Pedro Sánchez “gafando” el proyecto de confluencia de la izquierda radical, lo cual pondría de manifiesto una cierta astucia política, o es que ella no sabe hacer política y su “gafe” proviene de su propia forma de hacer política y le acompaña desde sus continuos fracasos a la hora de confrontarse en Galicia contra Alberto Nuñez Feijóo.

Se admiten apuestas, pero, en definitiva, quien va salir beneficiado será Sánchez, lo cual nos lleva a preguntarnos si el verdadero piloto de esta plataforma es el presidente del gobierno, y éste sabe muy bien “cómo y dónde” va aterrizar esta plataforma política.