| 21 de Septiembre de 2022 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Investigación Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía Suscribirse
La vicepresidenta y ministra para la Transición Ecológica, Teresa Ribera.
La vicepresidenta y ministra para la Transición Ecológica, Teresa Ribera.

El Gobierno aprueba 10 millones en ayudas a La Rioja, Aragón y Navarra

Estas ayudas irán dirigidas al desarrollo de actuaciones de adaptación al riesgo de inundación de las edificaciones y explotaciones existentes en el tramo medio del río Ebro y sus afluentes.

| Carlos Nieva Sostenibilidad

El Consejo de Ministros ha aprobado estas ayudas, a iniciativa del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico (MITECO). Estas medidas se encuentran dentro de la Estrategia Ebro Resilience y en el marco del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia (PRTR). 

Según el Miteco, las alteraciones en los patrones de lluvias derivadas del cambio climático acentúan la peligrosidad en la cuenca del Ebro, por lo que es necesario impulsar nuevas medidas de gestión del riesgo de inundación que minimicen los efectos sobre la seguridad de las personas, bienes y actividades económicas asociadas.

La vicepresidenta y ministra para la Transición Ecológica, Teresa Ribera, ha destacado estas ayudas como "un ejemplo claro de la apuesta del Gobierno por acelerar la adaptación a los efectos del cambio climático e involucrar de manera coordinada a todas las administraciones".

En el cauce medio del Ebro, el más castigado por las avenidas, viven unas 51.000 personas, hay más de 40.000 hectáreas cultivadas y se cuentan cerca de 350 explotaciones ganaderas. El Real Decreto fija el reparto de las subvenciones de la siguiente manera: 4,5 millones para Aragón, 1,5 millones para La Rioja y 4 millones para Navarra.

Dentro de las tres comunidades autónomas incluidas, la Estrategia Ebro Resilience involucra a 62 términos municipales con el objetivo de conseguir un tramo medio del Ebro en el que las actividades económicas y los núcleos de población convivan con un río en buen estado de conservación, sin que las inundaciones produzcan daños significativos. 

De esta manera, las ayudas podrán financiar la adquisición de equipamientos o materiales que impidan la entrada de las aguas o faciliten su evacuación; ejecutar obras de impermeabilización o rediseño de fachadas, construcción o mejora de muros perimetrales, en los edificios situados en zonas de riesgo.