| 24 de Noviembre de 2022 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Investigación Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía Suscribirse
La aplicación de Twitter funcionando en un ordenador portátil
La aplicación de Twitter funcionando en un ordenador portátil

Tras el ultimátum de Elon Musk los empleados de Twitter dimiten en masa

Solo quedan 240 empleados en la compañía. Durante esta mañana, en la red social se suceden los comentarios a nivel internacional bajo el hashtag #RIPTwitter

| Manuel Lemos Tecnología

Algunos empleados han tuiteado un vídeo con la cuenta atrás de sus últimos momentos en la empresa. Otros muchos han hecho públicos sus mensajes de despedida en la red social así como a través de las herramientas de mensajería interna de la empresa. La gran dimisión ha llegado a Twitter. Cientos de empleados han rechazado el ultimátum de Elon Musk para asumir una nueva cultura corporativa, que vencía el jueves y han preferido dejar la empresa, cuya plantilla ya estaba demediada por la primera oleada de despidos. “Los mejores se quedan, así que no estoy superpreocupado”, ha dicho Musk.

Bajo el asunto de correo “Una bifurcación en el camino”, Musk había enviado a todos los empleados de la empresa un formulario para que se comprometiesen a trabajar mucho más duro si querían seguir en la compañía: “En el futuro, para construir un Twitter 2.0 rompedor y tener éxito en un mundo cada vez más competitivo, tendremos que ser extremadamente duros. Esto significará trabajar muchas horas a gran intensidad. Solo un rendimiento excepcional constituirá un aprobado”, decía el ultimátum, que fue publicado por The Washington Post.

“Si estás seguro de querer formar parte del nuevo Twitter, por favor, haz clic en el enlace de abajo”, donde aparecía el botón de ‘si’ en el formulario. En caso de no hacerlo antes de las 17.00 horas, horario del Este de Estados Unidos (las 23.00, hora peninsular española), se quedarían sin trabajo y recibirían una indemnización de tres meses.

Cientos de empleados de Twitter han rechazado el ultimátum del nuevo dueño de la empresa y han preferido el camino de salida. Musk ya despidió a la mitad de la plantilla de aproximadamente 7.500 trabajadores a la semana siguiente de hacerse con el control de la compañía. A eso siguió un goteo de nuevos despidos y dimisiones, pero el jueves la salida ha sido masiva.

En el propio Twitter se pueden ver mensajes de empleados que dicen adiós a su trabajo después de años en la empresa. Hay algún hilo con decenas de ellos. “Pensaba que mi alma ya estaba totalmente aplastada después de las dos últimas semanas. Estaba muy equivocado. Hoy ha sido duro. Nunca habrá una cultura mejor que la que teníamos. Lo sabemos. Todas las demás empresas tecnológicas lo saben”, ha tuiteado un empleado, que ha usado como otros la etiqueta #LoveWhereYouWorked, ama donde trabajabas, poniendo en pasado el lema que antes usaban los trabajadores de Twitter.

 

Según The Verge, el Slack de la empresa, la herramienta de comunicación interna, se ha llenado de mensajes de despedida poco antes de llegar la hora límite. El abandono de sus puestos de cientos de empleados deja en una situación crítica algunos departamentos, incluido el responsable de moderar los contenidos. Los anunciantes han huido también en masa de la red social hasta ver cómo evoluciona.