| 25 de Octubre de 2021 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
Bárcenas en una imagen de archivo.
Bárcenas en una imagen de archivo.

El PP aguarda en vilo los documentos inéditos que Luis Bárcenas dice tener

La confesión voluntaria del extesorero del PP ante la Fiscalía Anticorrupción ha dinamitado las horas previas al comienzo del juicio en la Audiencia Nacional por la presunta caja B.

| María Jamardo Tribunales

 

Luis Bárcenas ha conseguido poner en jaque a la mayor parte de la cúpula del PP en la etapa de Mariano Rajoy en la que, presuntamente, varios pesos pesados entre los que estaría el mismísimo expresidente del Gobierno recibieron sobresueldos procedentes del dinero negro que algunos empresarios donaban al partido a cambio de contratos de favor.

Pese a los intentos de los populares por desmarcarse de las acusaciones de financiación ilegal de la formación entre 1982 y 2009, el que fue su extesorero se sentará desde el lunes en el banquillo -como principal acusado de varios delitos de apropiación indebida y falsedad documental- para confirmarlo.

Y en su defensa empleará todas las pruebas que acumuló como gerente, durante los años 1990 a 2008, y como tesorero, hasta 2009. Fuentes próximas a la familia han confirmado a ESdiario que Bárcenas conserva documentos inéditos que si salen a la luz "pueden hacer mucho daño".

El expolítico ya ha avanzado a la Fiscalía Anticorrupción, que solicita para él cinco años de prisión, su plena "voluntad de colaboración" con la Justicia en todas las causas en curso que afectan al PP, incluida la de la caja B que continúa abierta para determinar si las donaciones que grandes corporaciones empresariales de la construcción hacían al partido respondían a promesas de adjudicación de contratos públicos.

Entre los papeles que Bárcenas utilizará en su defensa hay algunos documentos comprometedores que el extesorero no custodiaba ni en su domicilio ni en el taller de su mujer, Rosalía Iglesias.

Mariano Rajoy

El extesorero del PP ha mantenido siempre que Mariano Rajoy era consciente de la supuesta contabilidad paralela del partido y, en consecuencia, también de la financiación ilegal del mismo. Bárcenas ya reconoció ante el juez la existencia de una caja B en el PP aunque es ahora cuando ha admitido expresamente que la información que ofreció entonces "pudo ser más amplia".

En el documento remitido a la Fiscalía, el extesorero asegura que ya en 2009 mostró a Rajoy los documentos acreditativos de la financiación ilegal del partido, y sostiene que toda esa documentación fue destruida en una máquina trituradora de papel. Bárcenas no sólo habría guardado una copia sino que se habría reservado elementos adicionales de prueba. 

Javier Arenas y Pío García Escudero

Tanto el todavía senador Javier Arenas como el expresidente de la Cámara Alta Pío García-Escudero son otros dos de los objetivos de Bárcenas en su particular cruzada contra el PP. Tal es así que el actual presidente del partido, Pablo Casado, alberga "ciertas sospechas" de que este asunto "lo cocine la Fiscalía" -que "depende" del Gobierno tal como afirmó el propio Pedro Sánchez- y no sea más que otro intento de dañar la credibilidad del PP.

 

El PP sospecha que detrás de la nueva versión que ha lanzado Bárcenas contra la formación hay una mano negra a la que ponen nombre y apellidos, los de la fiscal general del Estado: Dolores Delgado, que estaría rentabilizando la causa judicial con el único interés de perjudicar a los populares en plena campaña electoral de las elecciones autonómicas de Cataluña.

Su mujer, Rosalía Iglesias

La línea roja que se había trazado Bárcenas era que su mujer, Rosalía Iglesias, quedase al margen. Desde que ésta ingresó en prisión el pasado mes de noviembre, Bárcenas ha cambiado su posición discreta y resignada. Una vez que el PP ha roto la promesa que le hizo de que su esposa no entrase en la cárcel -"donde se encuentra ya tranquila y perfectamente integrada" en la rutina penitenciaria, afirman las mismas fuentes consultadas por ESdiario- hará valer todos los datos que maneja y revelará los documentos que sean necesarios, de la mano de su nuevo abogado.