| 25 de Mayo de 2022 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Investigación Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía M. Ambiente ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
El conseller de Hacienda, Vicent Soler, y la vicepresidenta de la Generalitat, Mónica Oltra
El conseller de Hacienda, Vicent Soler, y la vicepresidenta de la Generalitat, Mónica Oltra

Generalitat incluye 1.000M ficticios en los presupuestos que Madrid le rechazó

Las presupuestos de 2022 cuentan con una partida reivindicativa de compensación por la infrafinanciación sin consultarlo con el Gobierno de España

| Jonathan Martínez Edición Valencia

La Generalitat valenciana ha presentado ante la sociedad los presupuestos de 2022 después de unas jornadas de tensión en el Botànic que consumaron con el acuerdo alcanzado “in extremis” por la Comisión política encargada de la negociación el pasado sábado 30 de octubre, justo un día antes de la fecha tope legal marcada en el Estatut de Autonomía.

En la rueda de prensa posterior a su aprobación en el pleno del Consell extraordinario, la vicepresidenta Mónica Oltra se ha mostrado “razonablemente satisfecha” con el presupuesto, si bien reconoce que “nunca viene mal algún incremento económico extra para algunas partidas”. No en vano, cree que las cuentas se adaptan a las necesidades sociales y de reconstrucción post-pandemia gracias al esfuerzo “conjunto” realizado por la comisión negociadora.  

La cifra global asciende a 27.967,5 millones (2.340 millones más que en 2021), lo que supone un incremento del 9,1% respecto al ejercicio anterior. Las cuentas se convierten así en las más altas de la historia de la Generalitat aunque el crecimiento es más moderado que en anteriores ejercicios y 2.336 millones corresponden a fondos ficticios. En concreto, el Consell incluye la partida reivindicativa para la infrafinanciación de 1.336 millones y el un nuevo Fondo de Transición hacia la Nueva Normalidad por 1.000 millones para impulsar el gasto social reforzado, que saldría de prolongar los fondos covid.

En el anterior Consejo de Política Fiscal y Financiera que el conseller de Hacienda, Vicent Soler, mantuvo con sus homólogos de otras regiones y la titular ministerial, María José Montero, ya se propuso utilizar un tramo del Fondo Extraordinario Covid 2021, dotado con 13.486 millones de euros, para destinarlo de forma única a las comunidades peor financiadas como fondo de nivelación, de los cuales 1.058 debían acabar en las arcas públicas de la Comunidad Valenciana. Pero esta opción no convenció a algunas autonomías, con la Comunidad de Madrid liderando la “reacción más dura”, que se opusieron de forma contundente a participar en la votación hasta tal punto que la ministra se ha visto obligada a retirar la propuesta.

En esta ocasión, el conseller de Hacienda, Vicent Soler, ha reconocido que contempla la posibilidad de que estas exigencias al Gobierno de España se queden en un 'brindis al sol', entre otras cosas porque ni tan siquiera el Ministerio de Hacienda conoce la inclusión de estas partidas en los presupuestos autonómicos. El propio conseller admite que, a pesar de los continuos contactos “técnicos” con el Ejecutivo central, todavía no se le ha comunicado estos 1.000 millones: “se trata de una decisión del gobierno de la Generalitat y el concepto con el que lo íbamos a llamar esta reivindicación se escogió hace 48 horas”. 

A su juicio, esta partida presupuestaria serviría para suplir los fondos COVID de los dos últimos años y para "matar dos pájaros de un tiro": consolidar la recuperación y compensar la tardanza de la reforma de la financiación. 

Preguntado por cómo se financiará el aumento de gasto en los presupuestos, Soler ha asegurado que se debe a la previsión de recaudar más impuestos propios porque gravan más a las rentas altas y a las perspectivas económicas favorables, a lo que ha sumado "un cruce de movimientos positivos y negativos" en los recursos que aporta el Estado a las CCAA.

"TODOS SE PUEDEN SENTIR SATISFECHOS"

En general, ha reconocido que son unos presupuestos "extraordinarios en el tiempo y en la forma" y se ha mostrado satisfecho por la "capacidad de negociación", además de defender que "todos se pueden sentir satisfechos" con ellos. "El acuerdo permitirá que puedan entrar en vigor, si todo va bien, el 1 de enero de 2022", ha dicho, sin negar que tanto a él como al conjunto del Consell les hubiera gustado aprobarlos antes.

También se ha enorgullecido del aumento en gasto social, destacando que "cada 24 horas se distribuirán 47,4 millones de euros" para garantizar los servicios básicos, y de las seis anteriores cuentas del Botànic. "Son los presupuestos de la recuperación", ha confiado, con el objetivo de no volver a la situación prepandemia.