| 24 de Junio de 2022 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Investigación Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía M. Ambiente ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
Francis Puig, hermano de Ximo Puig, a su llegada al juzgado
Francis Puig, hermano de Ximo Puig, a su llegada al juzgado

El hermano de Ximo Puig culpa a la Generalitat de las facturas incorrectas

Francis Puig, en 4 horas ante el juez, admite que presentó facturas que no sirven para las subvenciones, pero lo atribuye a que el gobierno de su hermano “no le informó correctamente"

| E. M. Edición Valencia

Francis Puig, el hermano del presidente de la Generalitat, Ximo Puig, ha entrado a la Ciudad de la Justicia de Valencia a declarar como imputado por las subvenciones que reciben sus empresas de la Generalitat Valenciana a las 9:30 horas y ha salido a las 14:00 horas. Unas cuatro horas de declaración donde el investigado sólo ha respondido a las preguntas de la Fiscalía y de su abogado, pero no a las del PP que ejerce la acusación popular.

En cuatro horas de declaración ante el juez, Francis Puig ha admitido que hay facturas duplicadas entre la Generalitat Valenciana y la Generalitat de Cataluña, pero culpa de ello al propio gobierno de su hermano Ximo Puig “por no informarle de que estaba mal”.

El hermano de Puig ha declarado ante el juez que “la Generalitat Valenciana nunca nos dijo que hubiera nada incorrecto y nunca nos requirió que devolviéremos ningún importe”. Francis Puig reconoce por tanto haber aportado facturas que no se podían subvencionar con las ayudas que recibía, pero que la Generalitat nunca les dijo nada.

 

Además, relata que otro hermano del presidente, Jorge Puig, era quien preparaba las facturas de las empresas, como cargar a la subvención de la Generalitat el combustible y gastos de su coche particular.

Francis Puig reconoce que que la actividad de la empresa Mas Mut Producciones se realiza exclusivamente en Aragón, pero en cambio se subvencionó en la Comunitat Valenciana. En esta empresa trabajó Pau Puig, hijo de Ximo Puig, y por ello la empresa recibió una subvención de Avalem Joves de la Generalitat pese a reconocer que la actividad de esa empresa se circunscribe a Aragón.

 

En la declaración ante el juez Francis Puig también admite que se han cargado facturas de un domicilio personal de Burriana que no tenía nada que ver con las subvenciones y no se debían haber cargado o que para justificar la subvención que recibían las empresas por actividad en prensa escrita se imputaban facturas de materiales de radio y vídeo, cuestión que es incompatible para las ayudas.

 

En definitiva, la declaración de Francis Puig no niega las facturas cruzadas para la obtención de subvenciones o que duplicaran conscientemente los gastos en Cataluña y Generalitat Valenciana porque entendía que estaba bien así, de forma que las empresas de la familia Puig ingresaban de las dos administraciones y justificaban con un mismo gasto.

Podría haber un delito de fraude de subvenciones y de falsedad. La defensa de Francis Puig se ha comprometido a aportar nueva documentación en unos días para demostrar que las empresas actuaban amparadas por la legalidad.