| 02 de Febrero de 2023 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Investigación Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía M. Ambiente ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía Suscribirse
Joan Ribó entre Papi Robles y Joan Baldoví
Joan Ribó entre Papi Robles y Joan Baldoví

La tensión en Compromís por ir en listas revela el miedo a perder las elecciones

Numerosos cargos de la coalición quieren estar en puestos de salida a Les Corts o en los ayuntamientos para tener puesto asegurado en caso de que haya vuelco a la derecha en 2023

| E. M. Edición Valencia

Que en Compromís los procesos de primarias y confección de listas siempre han sido convulsos no es ninguna novedad. La coalición, formada como un conjunto de intereses entre nacionalistas del antiguo Bloc, izquierdistas -procedentes en su día de IU, del PCE…-, ecologistas y diferentes adheridos, siempre baila un equilibrio muy delicado para satisfacer a todas las partes.

Sin embargo, la confección de las listas de 2023 tras la marcha de Mónica Oltra por su imputación, está dejando, además de los clásicos tiras y aflojas entre facciones, un fenómeno curioso: son muchos los cargos, desde secretarios autonómicos, asesores, diputados provinciales y demás, que quieren ir en un puesto de salida en la lista a las Cortes Valencianas o en ayuntamientos como el de Valencia, dejando por cierto a actuales concejales fuera, y con ello un proceso traumático.

 

Esta guerra por colocarse todos tiene para muchos una lectura: en Compromís hay miedo a perder el poder en mayo de 2023. Que en las elecciones se produzca un vuelco a la derecha dejando a la coalición sin el maná que supone tener consellerias en las que situar a los suyos y repartir entre todos. Por eso, algunos se ponen la venda antes de la herida y se postulan a las listas, por lo que pueda pasar en las urnas.

A la propia lista del Ayuntamiento de Valencia que lidera Joan Ribó, que ahora mismo no tiene acuerdo y está generando muchas fricciones, han dado el salto desde la portavoz en Les Corts, Papi Robles, a secretarios autonómicos como Eva Coscollà, o el coordinador de recursos del Ayuntamiento, Ferran Puchades. Incluso expresó su intención Isaura Navarro antes de ser consellera tras el cese de Mireia Mollà.

En las listas a las Cortes Valencianas, que Compromís debe decidir más adelante, ya comienza el goteo de postulantes tras señalar Joan Baldoví que quiere ser el candidato. La actual vicepresidenta de la Diputación de Valencia, Maria Josep Amigó, ya se apunta a ser la número dos en Les Corts, o cargos como el diputado provincial en Alicante, Gerard Fullana, o el portavoz en el Ayuntamiento, Natxo Bellido, podrían estar buscando su acomodo en la lista autonómica.

Este overbooking de cargos que buscan acomodo en listas donde antes no iban es síntoma de que pueden perder el poder, y más vale tener el sueldo asegurado, aunque sea como concejal o diputado en la oposición.