22 de Enero de 2021 Director Antonio Martín Beaumont

× España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Medio Ambiente ESdiario TV Mundo C. Valenciana Vanidad
Ana Barceló, consellera de Sanidad

Escándalo de los 340 ordenadores: El Gobierno de Puig admite "irregularidades"

La consellera Barceló admite irregularidades con los ordenadores: 'hubo un cese fulminante' y se plantea llevarlos a Fiscalía. por corrupción.

| Beatriz Muñoz Edición Valencia

Algo huele mal en el asunto de los 340 ordenadores que han llegado a la Conselleria de Sanidad sin expediente de licitación ni de adquisición y a la consellera de Sanidad se le notó este jueves durante su intervención en las Cortes Valencianas. 

Barceló confirmó que el pasado 28 de febrero, antes incluso de que sus técnicos cerraran el expediente que investiga el asunto "fue cesada fulminantemente la subdirectora general del sistema de información para la salud".

Ana Barceló ha asumido, explícitamente, en su intervención -tal como pueden ver en el video a continuación- que las irregularidades denunciadas y sobre las que ha pedido explicaciones el PPCV desde la oposición, durante las dos últimas semanas, han motivado el cese de la responsable del departamento de Sistemas de la conselleria, Carmen Ferrer. Unas irregularidades que, si no encuentran un responsable directo, podrían salpicar a más altos cargos del equipo de Barceló y al convertirse en actos delictivos si llegan a un proceso judicial. 

Tras preguntar el portavoz de Sanidad del grupo popular, José Juan Zaplana, sobre el 'Expediente X' de los ordenadores, Barceló le dijo que se sentía "tranquila" y le indicó: "Terminaremos con el expediente y las conclusiones, esté usted muy tranquilo porque actuaremos, si es necesario, remitiéndolo a la Fiscalía".

Zaplana le recordó que "alguien adjudicó de manera directa saltándose los controles" y "se intentó una ocultación con una donación falsa de una empresa amiga» respecto a la aparición de los ordenadores".

Con la apertura del expediente de investigación, la Conselleria de Sanidad trata de resolver una de las irregularidades menos transparentes que se han producido en los últimos años en el seno de la Generalitat Valenciana: La llegada, sin que nadie supiera nada, de 340 ordenadores valorados en más de 400.000 euros sin que se sepa quién los ha comprado o su procedencia.