| 04 de Diciembre de 2022 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Investigación Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía M. Ambiente ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía Suscribirse

Conoce más sobre la mordida abierta, sus causas y tratamientos

La mordida abierta es las patologías dentales más habituales entre los adultos.

| Redacción Valencia Edición Valencia

¿Qué es la mordida abierta?

La mordida abierta es una clase de maloclusión que afecta a la forma en la que encajan las piezas dentales. Cuando la oclusión es la correcta las piezas dentales encajan perfectas, como si fuera un puzzle, pero cuando no lo hacen es cuando se produce esta maloclusión. La mordida abierta puede causar que no se pueda cerrar la boca en su totalidad y que queden espacios abiertos entre los dientes.

Los síntomas de la mordida se aprecian con claridad y nos perjudican en la estética, pero también en una menor funcionalidad de la mordida, lo que termina causando diversos problemas a la hora de hablar o masticar.

Causas de la maloclusión

Pese a que es complicado dar una sola causa para que se produzca una maloclusión, la información que un paciente pueda aportar da bastante información sobre el origen del problema. La genética tiene un papel vital cuando se habla de mordida, pero hay algunos hábitos adquiridos en la infancia que afectan de forma negativa y que terminan ocasionando problemas como la mordida abierta u otro tipo de patologías como la mordida cruzada o profunda.

Tipos de mordida abierta

Vamos a ver los 4 tipo de maloclusiones que se pueden producir en la mordida abierta:

La mordida abierta anterior

La más habitual y se identifica cuando los dientes superiores e inferiores en la zona delantera de la boca no cierran correctamente o no llegan a entrar en contacto.

La mordida abierta posterior

Contrariamente a la mordida abierta anterior, aquí las piezas dentales que no se cierran correctamente son las piezas laterales traseras, lo que produce una desviación de la mordida.

La mordida abierta lateral

Aquí lo que ocurre es que, en uno de los dos lados, el izquierdo o el derecho, la oclusión no se hace de forma correcta y los dientes dejan paso a los espacios abiertos.

La mordida abierta completa

En ella, se produce una combinación de la mordida abierta anterior y la posterior, de tal forma que solo los últimos dientes molares de la dentadura van a entrar en contacto.

Tratamientos

El tratamiento en los casos en los que se produce la mordida abierta han sufrido importantes avances y en muchos de ellos no es preciso realizar ninguna clase se cirugía.

Ahora, hay variados enfoques para solventar esta clase de maloclusión y van a variar dependiendo del paciente, la edad o el nivel de complejidad que tenga esta afección.

¿Qué es la ortodoncia interceptiva?

En la infancia y adolescencia es más fácil solventar problemas de maloclusión que de adultos, pues la dentadura ya se ha formado por completo. La ortodoncia interceptiva se ha pensado para ayudar a los niños a la hora de corregir las desviaciones dentales y cambiar la dirección del crecimiento de los huesos dentales para que se desarrollen de forma correcta. Las edades tempranas son importantes de cara a la corrección y adopción de buenos hábitos que pueden causar esta clase de patologías bucodentales.

Ortodoncia convencional

Si la dentadura ya se ha formado, como pasa en los adultos, la ortodoncia interceptiva no es válida, ya que los dientes formados son bastante menos moldeables. Lo positivo es que hay más opciones para la corrección de la mordida abierta, caso de la aplicación de las ortodoncias tradicionales u otras soluciones como la ortodoncia invisible como nos dicen los especialistas de DR SMILE.

Tratamientos de ortodoncia y cirugía

Para los casos de mayor complejidad, cuando un adulto tiene una patología severa, lo mejor es someterse a una operación maxilofacial. Esta clase de tratamientos consiste en combinar la cirugía ortognática con los brackets.

Lo habitual es empezar colocando los brackets por un periodo de un año, seguido por una operación quirúrgica de tal forma que se modifique el tamaño y la posición del maxilar y la mandíbula, para colocar de nuevo una ortodoncia que de forma definitiva a la dentadura.

Como has podido leer, es de gran importancia abordar el problema de las maloclusiones, especialmente en las edades más tempranas que es cuando más eficacia tienen los tratamientos. A pesar de ello, en los últimos años se han producido avances importantes que hacen posible que se pueda afrontar de mejor manera una problemática que afecta a miles de personas en nuestro país, las cuáles ahora tienen muchas posibilidades de solucionar para siempre.