| 01 de Julio de 2022 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Investigación Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía M. Ambiente ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
Hospital General de Valencia.
Hospital General de Valencia.

Colapso en Urgencias del Hospital General de Valencia

CSIF alerta de que 53 pacientes estaban a la espera de la asignación de cama, y el lunes eran 64. El tiempo que aguardan para ser trasladados a planta puede ser de hasta 48 horas.

| Sonia García Edición Valencia

El sindicato CSIF denuncia el “colapso” que sufre el servicio de Urgencias del Hospital General Universitario de Valencia. La central sindical señala que entre 50 y 60 pacientes están a la espera de cama a diario y pueden pasarse 48 horas en Observación hasta que les asignan habitación en planta. El sindicato reclama más medios.

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) advierte de la elevada demora que se está produciendo en la asignación de cama debido a la carencia de las habitaciones suficientes para atender a la población del departamento de salud Valencia-Hospital General.

El sindicato explica que “existe, por desgracia ya de forma crónica, un acúmulo diario de pacientes pendientes de ingreso que oscila entre 50 y 60 personas por día”. La central sindical reseña que este lunes 20 el número de pacientes pendientes de ingreso ascendía a 64, mientras que el martes 21 siguen a la espera otros 53 pacientes. El sindicato recalca que “muchos de ellos permanecen en Observación entre 24 y 48 horas hasta su traslado a planta”.

CSIF hace hincapié en que ha puesto en conocimiento la situación “de forma reiterada desde hace meses tanto a los responsables del hospital como a Inspección Sanitaria y  al  propio Sindic de Greuges. Sin embargo,  sigue siendo un problema por resolver”. El sindicato resalta la evidencia de que “el hospital carece de camas suficientes para atender la demanda del área asignada por la Conselleria de Sanidad y precisa un incremento de las mismas, lo que debe ir acompañado de la correspondiente dotación de personal”.

La central sindical afirma que la actual situación “produce una disminución de la calidad en la atención, una falta de intimidad y la penosidad de no estar en una habitación”. A esto se suma la “sobrecarga laboral para los profesionales del servicio de Urgencias, que además de atender a los pacientes que acuden al citado servicio del hospital, deben continuar con los cuidados a quienes están pendientes de ingreso y que, por lo tanto, permanecen en Urgencias”.