| 24 de Junio de 2022 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Investigación Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía M. Ambiente ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
Ximo Puig con sus consellers
Ximo Puig con sus consellers

El centralismo de Puig: ni un conseller de Castellón y menos cuota de Alicante

De los 13 consellers, ninguno procede de la provincia de Castellón y Alicante ve reducida su representación en el nuevo gobierno. Cargos del Botànic hablan en privado de “valenciacentrismo”

| E. M. Edición Valencia

Históricamente, cuando un presidente de la Generalitat Valenciana conformaba su gobierno o hacia una remodelación del mismo, siempre atendía al delicado equilibrio entre provincias. Si el presidente era de Valencia, los vicepresidentes se nombraban de Castellón y Alicante, y luego en el Consell había representantes de las tres provincias. Esto fue lo habitual en los años de mayorías del PP.

Pero con la llegada del Botànic, el equilibrio provincial pasó a mejor vida para ser sustituido por un juego de cuotas entre los tres partidos que conforman actualmente el gobierno: PSOE, Compromís y Podemos. Lo importante es que cada formación tenga su parcela de poder.

Esto ha provocado que, tras la última remodelación del Consell de Ximo Puig efectuada la semana pasada, nos encontremos con la curiosa, e histórica, situación de que la Generalitat Valenciana no tiene ningún conseller de la provincia de Castellón de los 13 -7 mujeres y 5 hombres- que hay.

 

Salvo el propio presidente que es de Morella, Castellón pierde su único representante en el gobierno valenciano con la salida del ex conseller de Educación, Vicent Marzà, y su sustitución por Raquel Tamarit que es de Sueca. Una circunstancia que se da por primera vez en la historia, cero consellers de Castellón.

No es la única provincia que pierde consellers. También Alicante ve reducida su cuota con la salida de Ana Barceló de la conselleria de Sanidad, que es de Sax, para ser sustituida por el médico Miguel Mínguez de Valencia. Aquí Puig aún ha intentado mantener cierta presencia de Alicante al poner a Josefina Bueno en Universidades en sustitución de Carolina Pascual, pero a nadie se le escapa que Alicante se queda sólo con tres representantes en el Consell: la titular de Universidades, la de Agricultura, Mireia Mollà (Elche), y el conseller de Economía, Rafa Climent (Muro de Alcoy).

Esta situación ha provocado ya los rumores en los corrillos del Botànic sobre el ‘valenciacentrismo’ del Consell. Puig, que siempre saca la bandera de la descentralización frente a Madrid, resulta que luego no aplica esa máxima en su gobierno. En el segundo escalón se ha intentado dar más cabida a Alicante y Castellón, pero a nadie se le escapa que de 13 consellers, 10 son de la provincia de Valencia. El equilibrio de cuotas en los partidos se impone sobre el equilibrio provincial para desespero de los que proceden del norte y el sur de la Comunitat Valenciana.