24 de Enero de 2021 Director Antonio Martín Beaumont

× España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Medio Ambiente ESdiario TV Mundo C. Valenciana Vanidad
La dirección de Ciudadanos está enviando mensajes a los afiliados de municipios con menos de 15 personas en su censo de militantes

Ciudadanos se reorganiza con una decisión que genera revuelo en las bases

"Estamos convencidos de que lo entenderás", justifica la dirección del partido una medida que supone un cambio importante para la militancia

| H. G. Edición Valencia

"En el caso concreto de tu agrupación, al no contar con el número mínimo de afiliados, todos sus integrantes se han de incorporar a otra agrupación más próxima, lo que se te comunicará próximamente. A tal fin, se utilizará como criterio de asignación, el código postal y el domicilio que has incluido en tu perfil de afiliado".

El párrafo forma parte de un texto que la dirección de Ciudadanos está enviando a numerosas agrupaciones para comentar a sus militantes cuál va a ser su futuro inmediato. En concreto, va a lleva a cabo una fusión o una absorción que afectará a aquellas que no alcancen los 15 afiliados. 

Esa directriz está provocando numerosas quejas y comentarios en grupos de whatsapp y entre concejales valencianos, ya que implica, en la práctica, la desaparición de la mayor parte de agrupaciones locales como tal.

 

La dirección del partido ha vestido la decisión, según explica en el mensaje que está remitiendo, como una forma de "asegurar que las agrupaciones cuenten con un número de afiliados mínimo suficiente para que sea un órgano operativo de democracia interna".

También recalca que "con esta medida se pretende ganar tanto en eficacia como en democracia interna. España necesita un partido de centro, liberal, progresista y moderado, con una estructura sólida que le permita atender la tarea que los ciudadanos reclaman en unas circunstancias tan duras como las presentes". Y concluye el mensaje lanzando al afiliado un "estamos convencidos de que así lo entenderás".

No está sucediendo de ese modo en muchas de las agrupaciones, que en la actualidad sufren una situación bastante precaria. Por la forma de organizarse Ciudadanos, las afiliaciones están controladas desde la dirección del partido, que es quien, una vez tramitada la inscripción en su web, remite al nuevo a militante a su agrupación correspondiente y lo pone en contacto con quien la coordine.

Por tanto, el coordinador de un municipio no sabe que tiene una inscripción más hasta que no le informan oficialmente desde la organización del partido a escala estatal.  Esa centralización ha ido a más, ya que los coordinadores locales tampoco pueden ahora acceder al censo de afiliados de su agrupación ni, por el sistema oficial, convocarlos.

"Esto es demencial", comenta un coordinador. "Desde hace seis meses no tenemos información. No podemos dar de alta a nuevos militantes, ni recuperar a otros que se han ido", añade un concejal de un municipio donde el coordinador renunció a ese cargo orgánico hace ya tiempo y no ha sido sustituido desde entonces. "Se van a cargar el 85% de agrupaciones", matiza otro edil, que advierte del malestar existente porque "la gente no entiende ni comparte la idea ni las formas. Lo han ejecutado sin avisar, sin explicar".

 

Esta decisión se produce en un contexto en el que el Comité Ejecutivo en la Comunidad Valenciana apenas lleva dos meses de funcionamiento y la secretaria  de Organización, Teresa Ortiz, todavía  está confeccionando su equipo. Y en una coyuntura en la que la pandemia sanitaria impide las reuniones y genera, a su vez, una crisis económica que está derivando en numerosas bajas de militancia. En muchas agrupaciones tratan de sustituir al afiliado fomentando la figura ya existente del simpatizante, pero esta ya no cuenta para alcanzar los 15 militantes como cifra mínima que permita la supervivencia de una agrupación.

"Muchos de los militantes que siguen se van a dar de baja cuando les comenten que dependen de un comité local de otro municipio en el que no votan ni en cuya vida interna tienen nada que ver ", apunta un edil de Ciudadanos. 

"No existe autonomía de las agrupaciones y cada vez es mayor el centralismo. No apuestan por el municipalismo y así nos va, cada vez con menos afiliados", lamenta otro concejal.

Por su parte, Jorge Ibáñez, secretario de organización en la provincia de Valencia que se muestra confiado en la remontada en apoyos de su partido, señala que están "a la espera de los detalles de esa reorganización" por parte de la dirección nacional.