30 de octubre de 2020 | DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Quien conoce bien la historia de Gloria Camila y Rociíto tiene claro lo que pasa

La hija de Ortega Cano y Rocío Jurado se ha mostrado rotunda y ha sido especialmente dura pero este diario ha podido confirmar de primera mano lo que ha pasado con la tercera en discordia.

 

 

No ha habido llamada, ni mensaje alguno por parte de mi hermana”. Así de tajante se ha mostrado Gloria Camila Ortega, que ha querido salir así al paso de los rumores sobre un posible acercamiento con Rocío Carrasco. Pero la primogénita de Ortega Cano ha dado un paso más y ha alzado la voz contra aquellas personas que divulgan este tipo de informaciones, según ella, “sin contrastar”.

Gloria ha sido muy dura al afirmar que “lo lógico es que alguien te llame para preguntar, pero a mí no me ha llamado nadie y como no quiero que la bola se haga más grande y esto ya está afectando a muchas personas, lo quiero dejar claro. Ni ha habido mensaje, ni lo he ocultado a mi padre, ni nada de nada”.

Y es que, durante toda la semana, no se sabe por qué extraña razón, todos los focos se han querido girar hacia un posible acercamiento entre las hijas de Rocío Jurado, desde los platós de televisión. Algo que para el que conozca bien la historia de este desencuentro y las personalidades de las protagonistas, entienden y presuponen que es una situación inimaginable, al menos, por el momento.

La raíz de todo el conflicto se originó el pasado domingo en el plató de Viva la Vida. Allí, Alejandra Rubio dio cuenta de la amistad que tiene con Gloria Camila. Un dato que era desconocido para el gran público y para los compañeros del programa de Emma García. Rubio, desveló aspectos muy generales sobre una conversación privada que mantuvo con la hija de Ortega y la Jurado.

Una conversación y unas declaraciones que desataron todo tipo de especulaciones sobre un ficticio distanciamiento entre Gloria y su sobrina Rocío Flores. Ficticio porque, Alejandra en el plató de Viva la Vida jamás dijo que el contenido de esa conversación versaba sobre Rocío Flores. De hecho, Alejandra consciente de la amistad que tiene con Gloria no quiso añadir nada más. A lo largo de esta semana se ha dado por hecho que Gloria Camila estaba molesta con Alejandra y que incluso le había escrito un mensaje en el que le habría manifestado su malestar.

Sin embargo, este diario ha podido confirmar por boca de la propia Alejandra que la relación entre ella y Gloria sigue siendo buena y que en ningún momento esta última ha reprochado a Rubio, las palabras vertidas.

Pero como últimamente el tema de Rocío Carrasco está en todo lo alto, el siguiente paso fue especular sobre un posible acercamiento clandestino, para no molestar a nadie, entre las hijas de la Jurado. Algo, insistimos en que no se ha producido, ni por el momento tiene visos de que así ocurra.

El resto de la historia ya la sabemos. La Carrasco vuelve a ocupar horas en los platós de televisión. Si no es porque su familia materna se sienta para hablar de ella en un plató, son sus deudas con la Comunidad de Madrid, o las costas procesales, que algunos aseguran ha sido condenada por los procedimientos, que dicen que ha perdido.

Y cómo no el patrimonio de Fidel Albiac. Esta semana una deuda con hacienda del marido de la Carrasco con la Administración, ocupaba la portada de una revista de los miércoles. Una información con todo tipo de detalles y documentación oficial. Mientras, la parte señalada e implicada prefiere no hacer declaraciones al respecto, conscientes de que cualquier cosa que digan será noticia. Guardan silencio porque estas cosas como todos estos años prefieren resolverlas por la vía judicial y que sea un juez el que decida quién tiene o no tiene razón.

Mientras tanto, se sigue especulando con una posible reconciliación televisada entre Rocío madre y Rocío hija… pero las especulaciones son eso, especulaciones. Porque la verdad es que sería muy improbable que Rocío Carrasco ponga precio a esta hipotética situación. Además, ella nunca ha necesitado hablar de nadie para que sus entrevistas estén muy bien pagadas. Y eso, de momento, no va a cambiar.

Comenta esta noticia