| 09 de Agosto de 2022 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Investigación Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía M. Ambiente ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía

El castillo de Santa Bárbara reabre el Baluarte de la Mina

Las concejalías de Cultura y Urbanismo dan por finalizadas las obras de restauración y excavación que han permitido encontrar numerosos restos arqueológicos

| Redacción Alicante Edición Alicante

Las concejalías de Cultura y Urbanismo dan por finalizados los trabajos de consolidación y restauración del Baluarte de la Mina del castillo de Santa Bárbara -zona situada entre las garitas del macho del castillo (La Campana) y la del Albacar d´Enmig (La Mina)- que han permitido encontrar, en su fase de excavación arqueológica, fragmentos de proyectiles de hierro del siglo XVIII de cañón, bombardas y morteros.

Estas mismas tareas, coordinadas por el arquitecto y director de obra, Jaume Giner, el director arqueológico, José Ramón Ortega, y el jefe de obra de la empresa Arpa Patrimonio S.L. adjudicataria de la misma, Marco Aurelio Esquembre, han hecho posible que salgan a la luz cinco cañoneras -huecos situados en la muralla donde colocar los cañones- ya localizadas y una sexta de la que no se conocía el lugar exacto de su ubicación.

El concejal de Urbanismo y Patrimonio, Adrián Santos Pérez ha destacado que " todos vemos cómo ha cambiado la fisonomía del castillo. Es un primer paso pero seguimos porque el castillo necesita de un trabajo largo y constante para su mantenimiento y mejora".

Curioso resulta el hallazgo de un botón de la guerrera de un soldado francés del 5º Regimiento de Infantería de la Guerra de Independencia. "El primer indicio de este hecho queda constatado por el número 5 que se aprecia en el botón. La posterior investigación nos lo ha confirmado", comenta Ortega. También se ha podido encontrar un fragmento de una yesería islámica -decoración de la puerta de acceso a una vivienda- o restos de pipas de fumar del siglo XVIII.

Antonio Manresa, concejal de Cultura, valora lo que supone la consolidación y restauración del Baluarte de la Mina al asegurar que "las tareas de restauración del castillo, además de ponerlo en valor, nos traen las grata sorpresa de encontrar elementos que contribuyen a aumentar la oferta cultural al visitar la fortaleza. A ésta le da prestancia y hace que los alicantinos nos sintamos orgullosos de la historia de un castillo que se ha convetido en un auténtico referente para Alicante y quienes nos visitan".

Dinamización turística

La rehabilitación del baluarte forma parte también de la apuesta turística por el Castillo de Santa Bárbara. La fortaleza es uno de los monumentos más visitados de la Comunidad Valenciana y recibe unas 400.000 visitas al año que está previsto duplicar con la externalización de la dinamización turística llevada a cabo por el Patronato de Turismo Alicante City&Beach.

Por su parte, la vicealcaldesa y responsable del Patronato Municipal de Turismo, Mari Carmen Sánchez, ha señalado que "gracias a esta rehabilitación el Castillo recupera una de sus señas de identidad para que tanto los alicantinos como los visitantes puedan disfrutarla". "Seguimos avanzando en el objetivo de dotar de vida al Castillo y gracias a estos trabajos ganamos un espacio único desde donde se puede apreciar una de las mejores vistas de la ciudad por no hablar de su valor histórico y patrimonial", ha añadido.

Las fases

Arpa Patrimonio S. L. es la empresa que se ha encargado de estas tareas. El presupuesto invertido ha ascendido a 337.886 euros con la duración total de 23 meses y han contado con el asesoramiento y supervisión municipal del Departamento de Patrimonio Integral de la concejalía de Cultura, que dirige José Manuel Pérez Burgos, así como el Jefe del Departamento de Edificación y Arquitectura, Gabriel Manzanaro López.

Los trabajos comenzaron con el desbroce de los arbustos y de la vegetación situados en el área de actuación. Fue en la fase del vaciado del foso -zona situada entre el macho del castillo y el Albacar d´Enmig- y al realizar las excavaciones arqueológicas cuando se encontraron los restos citados anteriormente.

Es en este mismo punto de los trabajos cuando se ha procedido a impermeabilizar las garitas de vigilancia para que puedan ser visitables. Al mismo tiempo se ha realizado un estudio del origen de las muchas inscripciones o pintadas que presentan "por si hubiera alguna de ellas que tuviera valor histórico", precisa el director arqueológico.

La localización de las seis cañoneras supone, al tiempo, la realización de catas para comprobar la existencia del pavimento original sobre el que se situaba el cañón para que rodara y pudiera disparar.

La ladera

En la última fase se acometieron los trabajos sobre la ladera del castillo recayente al Casco Antiguo. Ha consistido en la limpieza de piedras sueltas que eviten desprendimientos descontrolados, la fijación de grandes bloques que estén sueltos con el consiguiente peligro de caídas, y la demolición controlada de zonas inestables

El edil de Cultura, Antonio Manresa, ha manifestado que "desde el Equipo de Gobierno, seguimos con el firme compromiso de poner en valor nuestro Patrimonio, para poder dar una oferta cultural y turística de calidad para nuestra ciudad". "Para ello se hace indispensable llevar a cabo obras de adecuación y recuperación como las que se van a poner en marcha en ambos proyectos, que permitan a ambos castillos, lucir como se merecen".

El proyecto referente al Castillo de Santa Bárbara, comprende una actuación para Consolidación y Restauración del Baluarte de la Mina del Castillo de Santa Bárbara de Alicante, así como el saneo y fijación de los bloques sueltos presentes en los cortados y laderas sobre los que se sustenta el baluarte de la Mina.

Con esta intervención se alcanzan cuatro objetivos fundamentales para uno de los espacios más significativos de la fortaleza: la consolidación estructural de los elementos completamente en pie; la recuperación morfo-funcional del Baluarte en base a todos los elementos existentes; la restitución formal de aquellos elementos con suficiente información detallada que lo posibiliten y la puesta en valor de las partes intervenidas, permitiendo una mejor lectura de los elementos del Castillo.

Todo lo anterior se realizará con una intervención y unos materiales compatibles con las fábricas históricas, permitiendo identificar la intervención y su reversibilidad, distinguiendo claramente lo viejo de lo nuevo, no inventando formas históricas sin información e integrando plásticamente los nuevos materiales con los ya existentes.

Se trata de una obra protegida según el Plan Especial de Protección del Entorno del Castillo de Santa Bárbara, con catalogación de monumento y denominado Bien de Interés Cultural y Patrimonio histórico de España.